Salomon Pulse Handheld

Salomon Pulse Handheld
Salomon Pulse Handheld
Salomon Pulse Handheld
Salomon Pulse Handheld
Salomon Pulse Handheld
Salomon Pulse Handheld
Salomon Pulse Handheld
Salomon Pulse Handheld
Salomon Pulse Handheld

DATOS TÉCNICOS

  • Talla US Universal
  • Peso (gramos) 80
  • P.V.P 40,00 €

Introducción

Bueno, esto sí que es una novedad. Porque Salomon tiene gran variedad de mochilas deportivas adaptadas para llevar sistemas de hidratación en ellas. Múltiples tamaños, capacidades y diseños. Para portar bidones o bolsas de hidratación en la espalda. También cuenta desde hace tiempo con varios modelos de cinturón, en el que se pueden llevar bidones blandos o unos rígidos de un diseño concreto. Pero ¿en la mano? ¿Un sistema que me permita llevar un bidón en la mano mientras corres?

Conocíamos el Sense Hydro S-Lab Set, un diseño minimalista que podríamos asemejar con un guante al que se añaden 2 gomas que sujetarán un bidón blando (no hay posibilidad de otro) y que junto con el cierre de tu mano, llevarías de forma bastante cómoda en una carrera (modelo, por cierto, que se dio a conocer a través de Killian Jornet al llevarlo en competiciones).

Y de este modelo de mano S-Lab, pasamos ahora, al nuevo sistema Salomon Pulse HandHeld. Nada que ver con el anterior, es un sistema mucho más grande en el que podrás llevar un bidón blando de 500 ml y alguna cosa más en el bolsillo con cremallera que incluye.

Con él se llena un hueco que seguramente muchos usuarios buscan y Salomon no tenía. Veremos qué puede aportarnos este nuevo diseño y en qué situaciones podremos sacarle mayor rendimiento.

Descripción e impresiones

Sinceramente, la primera impresión no fue en sentido positivo. “¡Demasiado grande para una mano!”, pensamos. “¿Por qué se arriesga Salomon con algo tan grande?”. Para una persona con la mano grande o de brazos fuertes, puede que no les llame tanto la atención y se fijen en otras cosas, pero en nuestro caso, que vamos a valorarlo teniendo manos pequeñas, el tamaño y el peso que suponga llevar un bidón de 500 ml lleno, es una característica importante.

Parece un diseño trabajado, la parte que hará de sujeción y agarre de la mano tiene forma cruzada y luego una cinta que se abrocha rodeando todo el soporte y también nuestra mano o muñeca. Los materiales son bastante gruesos y reforzados. Nada que ver con la versión S-Lab que comentábamos en la introducción.

No es un sistema de cintas en las que se sujeta el bidón blando, sino que es más bien una bolsa donde meter el bidón y que luego seremos capaces de transportar en la mano como si fuera una “mochila de mano”. Vaya comparación, jajaja. Pero en el fondo es algo así.

Al intentar sacar el bidón blando que viene incluido vemos otro detalle: el bidón en el interior va sujeto a la parte superior del Pulse Handheld con una goma que se pone alrededor del cuello/boquilla. ¡Buena idea! Esto evitará que se hunda hacia el interior mientras vamos corriendo y que la boquilla siempre esté accesible para beber directamente, sin manipulaciones. Misma idea que en las mochilas, por ejemplo, que también suelen llevar alguna goma en los compartimentos frontales preparados para bidones.

Pero al quitar la goma y sacarlo nos damos cuenta de poco elástico que es el agujero de la bolsa del Pulse Handheld por donde entra y sale… la goma interna ofrece mucha resistencia al intentar agrandarlo. ¿Cómo se supone que va a entrar un bidón lleno?, imposible… no entra. Está claro que tendremos que meter siempre el bidón vacío y llenarlo estando éste dentro.

Pero seguimos investigando y hay más cosas reseñables a la hora de manipularlo. Para poner la goma, tampoco podemos tener el bidón en su sitio, metido completamente, porque el agujero de la “bolsa” es tan cerrado que no podemos poner bien la goma si no sacamos “la cabeza” del bidón. Es necesario que la parte de arriba del bidón esté fuera para poder poner la goma y una vez puesto, ya meterlo. Y aún no lo hemos rellenado con agua, uhm...


Por no enrollarnos con pruebas varias que hicimos, os ponemos nuestras conclusiones. Diríamos que el mejor orden para colocar y llenar el bidón en el Salomon Pulse Handheld serían:

 1- Meter el bidón vacío dejando fuera la apertura de la rosca, por donde se llena.

 2- Poner la goma alrededor del cuello del bidón, asegurando que está pegado abajo, que no ocupa parte de la rosca de cierre.

 3- Rellenar con el líquido

 4- Cerrar el bidón asegurando que la goma no impide que se cierre bien, que no haya pérdidas de líquido después.


Pensamos que vendría muy bien si pusieran en la etiqueta o embalaje del producto un esquema con 4 dibujos para que el usuario, al comprarlo, supiera directamente cómo operar con él.

Lo que sí está bien accesible es el bolsillo con cremallera, que seguro que es útil en más de una ocasión.

Pero todo esto son impresiones manipulando el Pulse Handheld sin usarlo de verdad… hace falta irse a correr con él para poder llegar a conclusiones de uso :)

Primeras sensaciones

El diseño es único para las dos manos (da igual si quieres llevarlo en la derecha o en la izquierda) lo que es muy cómodo porque te permite cambiar de mano cuando te apetezca. Con el modelo S-Lab esto era imposible, cada mano tenía su “guante” y si solo querías salir con uno, tenías que elegir en qué mano lo ibas a llevar. Pero claro, tampoco encaja todo igual de bien; al ponértelo tienes que buscar un poco la posición donde quieres que quede todo. Eso sí, la verdad es que una vez puesto, no se siente incómodo.

Las asas donde se introduce la mano tienen un tamaño fijo, por lo que la experiencia será muy distinta entre usuarios con mano grande/ mano pequeña. Y a pesar de esa primera impresión (y realidad) de que es grande para nuestra mano pequeña, se nos queda bien ajustado.

El ajuste del Salomon Pulse Handheld se consigue con el “cinturón” que va alrededor de todo el Salomon Pulse Handheld. Se cierra con un velcro apretando la ‘bolsa’ donde va metido el bidón contra nuestra mano. Tiene 3 alturas a lo largo de la vertical de la bolsa para que ese apriete quede regulado según nuestro tamaño de mano (o nuestras mejores sensaciones según esa altura). Veréis que marcan las alturas como S-M-L.

El tejido es suave si lo analizamos individualmente, sin embargo, en conjunto no lo parece porque las asas están muy reforzadas y el cinturón de ajuste es bastante grueso y ancho. Con todo esto, podemos decir muy contentos que no nos ha provocado rozaduras en ningún momento :) La parte interior es una malla tridimensional, como una red agujereada para que el aire circule y aunque sudemos no se acumule demasiada agua en ella. Consigue que se seque bastante rápido

Eso sí, conseguido el ajuste, importantísimo para poder correr a gusto, lo siguiente es el peso que supone correr con esto en la mano. Sabiendo que está preparado para un bidón de 500 ml de capacidad, el peso del Pulse Handheld es despreciable (80 gramos sin contar el líquido que lleves).

Funcionamiento y fijación del soporte

Es mucho más cómodo de lo que parece, la verdad es que hemos corrido perfectamente con él sin necesidad de reajustar o recolocar la posición porque se moviera con el tiempo. Seguro que corredores con la mano más grande incluso tendrán mejores sensaciones.

De primeras nos ponemos el Pulse Handheld posicionando el bidón en la palma de la mano, como si usáramos nuestra mano para sujetarlo (como estamos acostumbrados con otros sistemas de hidratación de mano) y estamos cómodos. Corremos con él de forma natural y nos damos cuenta de un primer detalle de diseño que al principio puede resultar raro: todo el eje vertical de la bolsa donde va el bidón tiene una tira rígida de 2 cm de ancho. ¿Y esto para qué? Al principio pensábamos que era para facilitar la introducción del bidón blando, para que fuera más fácil empujar hasta el final. Y puede que sea así, pero otra de sus ventajas es que al correr, el bidón no “coletea”. Si habéis corrido con un bidón blando en la mano seguro que habéis sufrido el rebote del culo del bidón cuando no está 100% lleno. Acabas por doblarlo y agarrarlo hecho una pelota. Con esta tira y el ajuste del cinturón sobre nuestra muñeca, el bidón queda siempre paralelo a nuestro brazo, sin rebotar.

Pero llega la primera subida con un poco de roca y queremos ayudarnos con las manos para subir. Uhm… pues con el Pulse Handheld colocado así, no podemos. No podemos apoyar la mano en la que lo llevemos. Lo miramos un rato y pensamos en girarlo... ¿será viable correr con el bidón arriba? ¡Resulta que encaja en la mano también si colocamos el bidón en el torso! Pero ahora hay que correr, nunca habíamos corrido con el peso encima de la mano y… ¡no se va nada mal tampoco! Casi hasta nos gusta más (al menos cuando no está el bidón lleno del todo), porque tenemos los dedos más liberados y la palma libre para apoyar las manos sobre las rodillas en una subida pronunciada. Eso sí, tampoco hemos llevado peso extra en el bolsillo, que también quedaría arriba. Sólo estaban las llaves del coche, que no se notan.

El movimiento para beber es igual de cómodo, un movimiento de brazo y la boquilla queda perfecta para que bebamos. Si apretamos bien el cinturón alrededor, no tenemos rebote tampoco. Lo que sí es distinto es que si lo llevamos en la misma mano que el reloj, éste queda tapado por el Pulse Handheld. Y no es solo porque no vemos la esfera, es que es incómodo. Solución: o cambias el Pulse Handheld de mano, o giras también el reloj ;) llevando la esfera en el interior de la muñeca, ya no chocan y puedes ver los números y mantener todo en la misma mano si quieres.

Una distinción del Pulse Handheld frente a otros modelos es que la mano nunca está en contacto con el bidón, así que la mano suda menos (la experiencia con otros es que al contacto con el plástico en seguida la mano empieza a sudar y se pierde comodidad). En este caso, si sudas la humedad se quedará en el Pulse Handheld y casi ni lo notarás. Si sudas mucho o llueve y el tejido cala, entonces será incómodo, pero como con cualquier otra prenda en esas condiciones.

Funcionamiento sistema hidratación

En carrera es facilísimo beber de un sistema de hidratación de mano como el Pulse Handheld, donde la boquilla queda siempre accesible. En este caso, además, el bidón que incluye es el habitual que Hydrapack fabrica para Salomon: beber de él es algo directo, se succiona con la boca ejerciendo presión sobre la boquilla y no requiere manipulación extra para que el líquido salga.

Este tipo de sistema es mucho más eficiente que llevar bidones en una mochila, donde tienes que agachar la cabeza para llegar a la boquilla cuando va en el pecho, o si no llegas bien tienes que sacar el bidón y volverlo a meter; sin contar que si se te ha hundido en el bolsillo y no logras sacarlo a la primera te para el ritmo, te puedes distraer y tropezar, etc. Llevarlo en la mano es una ventaja a la hora de beber. Otro tema es lo que nos incomode tener la mano semi-ocupada o llevar peso. Pero como todo, cuestión de gustos y sensaciones de cada uno.

Y hasta aquí todo bien y felices pero hay un paso importante al que hay que enfrentarse que es complicado: rellenarlo en carrera. Como vimos en otro apartado, recomendamos rellenarlo estando el bidón dentro y la goma que sujeta la apertura del bidón a la parte superior del Pulse Handheld en su sitio. Lo primero, encontramos dificultad para desenroscarlo, hay que subir un poco el bidón para conseguir llegar a la zona de la rosca. Si tenemos las manos muy frías o vamos con prisa porque estamos compitiendo, puede ser más difícil aún y no tener fuerza para girarlo. Y si el bidón aún tiene líquido y apretamos para hacer fuerza, que justo al conseguir abrirlo se desborde.

Una vez desenroscado y relleno de nuevo… cuidado al ponerle el tapón, de nuevo debes sujetar el bidón por la zona superior rígida, ya que si se te van las manos hacia abajo y aprietas… líquido fuera, jajaja. A ver, como con todos los bidones blandos, lo que pasa es que ahora éste lo tienes dentro de una bolsa, con la apertura a ras del agujero y no es tan fácil sujetarlo.

Además, debes asegurar que la goma queda bien pegada a la base de la rosca y que cierras bien el tapón. Si la goma provoca que no quede bien cerrado, se te saldrá el líquido poco a poco mientras corres.

Y hablando de perder líquido, debemos comentar que aunque nos encanta el sistema de boquilla de los bidones de Hydrapack para Salomon por la agilidad que ofrecen para beber, también es cierto que hemos experimentado pérdida de líquido a través de ella a medida que corremos. La boquilla no tiene cierre como tal y aguanta el agua mientras no se ejerza presión sobre ella. En general funciona bien, pero la realidad es que también pierde agua sin que haya esa presión directa. Con el trote de correr es fácil que la boquilla roce con la apertura de la bolsa, por ejemplo y de vez en cuando notes que ha caído una gota de algún lado (y no es tu sudor de la frente por el esfuerzo… :p). Hay que ser consciente que no es un cierre real y si va perdiendo, el Pulse Handheld acabará mojado por la zona superior

Extras y características especiales

Lo que imaginamos que ha quedado claro es que el Salomon Pulse Handheld se diseñó para usarse con bidón blando. Como casi todos tienen un formato similar seguramente puedas usarlo con otro de otras marcas, pero si es rígido, deberá ser muy estrecho.

Para aquellos a los que no molesta llevar más peso aún en la mano y no quieren llevar otros complementos (mochila, cinturón), el bolsillo que tiene es un gran punto a favor, ¡cabe el teléfono perfectamente! Y sin forzar.

Ocupa todo lo largo que es el Pulse Handheld, con cremallera de arriba a abajo, por lo que es muy fácil meter o sacar cosas aunque estén “al fondo” del bolsillo. Además, aunque llevemos el móvil aún hay espacio para más cosas: una barrita, las llaves… realmente útil (aunque cuanto más lo llenemos, será más peso para una sola mano, más incómodo para correr).

El tejido es ligeramente perlante (hasta 500 mm, según características técnicas), así que frente al sudor o lluvia ligera, el interior queda semi-cubierto. No hay que jugársela con papeles o un móvil si sabes que va a llover, pero tienes un mínimo de resguardo frente a la humedad.

Tiene 2 elementos reflectantes, bastante destacable en un complemento de mano: uno en la goma que sujeta el bidón arriba (este no acabamos de verle mucha utilidad, a no ser que sea para encontrarlo si se nos hace de noche, a la luz del frontal xD) y otro en la cinta que rodea el “cinturón” para sujetar la parte que sobra. Éste sí tiene más visibilidad.

Resistencia y durabilidad

Esa composición robusta que al principio parece un inconveniente porque creemos que el Salomon Pulse Handheld puede ser más incómodo de llevar o que va a ser grande para una mano pequeña es en el fondo una parte muy positiva en cuanto a la durabilidad del producto.

No es un diseño de 4 tiras que te ayudan a sujetar un bidón pero necesitas la mano para que no se caiga, o un sistema de gomas que se dan de sí con los años o si las forzamos mucho. Es, como comparábamos al principio, una “mochila” donde meter un bidón blando que colocaremos en nuestra mano. El desgaste de los materiales vendrá dado como otros productos, por el número de usos que le demos, por nuestro sudor, si lo enganchamos con ramas…

Los materiales son resistentes y de calidad. Incluso la parte que queda expuesta del bolsillo es ripstop (un entrelazado anti-desgarro)

Nos preocupa un poco más que haya que forzar tanto para conseguir que la parte rígida del bidón entre por el agujero (la parte superior es ovalada). El manipular el bidón apretando y teniendo en cuenta que es un termosellado rígido contra blando, no sabemos si puede comprometer con el tiempo alguna rotura por un trato quizá no pensado. Para superar este punto podrían hacer una abertura de la bolsa mucho más elástica. No sabemos por qué la han hecho tan rígida, no es necesario para un buen cierre, si se abriera mucho más, no haría falta forzar tanto el bidón al meterlo y sacarlo.

Si sudamos mucho, aconsejamos lavarlo tras su uso, al menos con agua, para quitar los restos de sal y polvo. Su composición también permite meterlo en la lavadora, así que de vez en cuando también podemos hacerlo (con agua fría)

Conclusiones

Lo que más nos ha gustado es la respuesta que nos ha dado en carrera a pesar de ser un sistema que resulta relativamente grande para llevar en la mano. Es de talla única, por lo que la experiencia para manos grandes o pequeñas será muy distinta, sin embargo incluso en manos pequeñas el ajuste es bueno y consigue ser estable en carrera. Nos ha sorprendido en ese sentido, sintiéndonos más cómodos de lo que pensábamos corriendo.

Ideado para llevar con un bidón blando de 500 ml en el interior, no rebota al correr como cuando llevas el bidón suelto. El bidón va metido en una ‘bolsa’ que consigue que vaya siempre recto y que, junto con el cinturón que fija todo a nuestra mano/muñeca y la lámina rígida interior que lleva, evita que el bidón se mueva de un lado a otro.

El cinturón, incluso lo hemos usado para sujetar un cortavientos cuando el bidón ya no estaba tan lleno (ver foto).

Puede colocarse en varias posiciones y es apto para las dos manos. En función de los gustos o necesidad de cada persona, se puede elegir en qué mano llevar el peso; es muy probable que la elección sea en base a dónde llevemos el reloj (si llevamos). También la posición puede interesar cambiarla según el momento de uso: colocando el peso en la palma de la mano cuando el bidón está más lleno o si llevamos mucho peso en el bolsillo; o colocando el peso en el torso si necesitamos usar los dedos o apoyar las manos en las rodillas, una roca… o como decías, según nos encontremos más cómodos en cada momento.

Es una buena opción para cualquier tipo de entrenamiento que no requiera llevar otro material pero vayamos a necesitar hidratación. Quizá un poco grande si solo queremos hacer uso del bolsillo, pero también es válido para usarlo sin bidón y en comparación no pesará, por lo que otro uso más que podemos darle.

También es buena opción para competiciones rápidas en las que no queramos parar en avituallamientos, pero si competimos por buenos tiempos, aconsejamos que la prueba nos permita acabarla sin necesidad de rellenarlo porque el tiempo de manipulación es mayor que con otros sistemas (nos cuesta abrirlo, rellenar, cerrar, sin que se nos caiga nada…). Más aún si queremos rellenarlo con un preparado en polvo para mezclar con agua, porque la apertura del bidón no es demasiado ancha (pero esto ya es conocido en este modelo de bidón).

También es cierto que aunque es cómodo, el tamaño es considerable y no es un diseño minimalista de competición, pero como tantas cosas, dependerá de las pretensiones de cada uno y de lo que moleste personalmente llevar ese peso y tipo de soporte en una mano.

Nos gusta que el bolsillo da capacidad suficiente para llevar móvil, algo de comida, llaves, tarjetas… No será tan cómodo a medida que metamos cosas y aumente el peso pero si esto no es un inconveniente para el entrenamiento o carrera al que nos enfrentamos, bienvenida toda esa capacidad.


PROS:

1. Ajusta muy bien incluso en manos pequeñas gracias al ‘cinturón’ que aprieta el Pulse Handheld contra la mano

2. Permite varias posiciones: en el torso, en la palma, mano derecha/izquierda

3. Bolsillo con mucha capacidad y perlante

4. Facilidad para beber, no requiere manipulación, solo llevar la boquilla a la boca

5. La mano suda menos que con otros sistemas en los que se está en contacto con el plástico del bidón

6. Calidad de los materiales, buena durabilidad.


CONTRAS:

1. La elasticidad de la apertura es escasa y cuesta mucho meter la parte superior/sacar del bidón

2. Debe rellenarse el bidón estando dentro de la bolsa y es algo complicado con prisa o manos no muy firmes (apretamos y se sale el agua, no llegamos a sujetar bien la parte superior de la rosca…)


POSIBLES MEJORAS:

1. La boquilla del bidón puede perder agua si se presiona con el propio soporte y se moja

2. La apertura del bidón es pequeña para manipular en carrera si queremos echar productos en polvo

3. Aunque ajuste bien, un sistema igual pero más pequeño (menos capacidad) sería más agradable de llevar y más útil en competiciones cortas.

PUNTUACIONES

  • Fit mano7.0
  • Aislante térmico0.0
  • Boquilla7.0
  • Sistema hidratación6.0
  • Capacidad sistema hidratación50.0 Centilitros (cl)
  • Bolsillos10.0
  • Reflectantes6.0
  • Comportamiento en carrera8.0
  • Relación calidad / precio7.0
  • Resistencia / Durabilidad9.0

Comparar con

Pulse Handheld - Salomon

Vs

buscar