RaidLight Revolutiv Protect

RaidLight Revolutiv Protect
RaidLight Revolutiv Protect
RaidLight Revolutiv Protect
RaidLight Revolutiv Protect
RaidLight Revolutiv Protect
RaidLight Revolutiv Protect
RaidLight Revolutiv Protect

VÍDEO ANÁLISIS


RaidLight Revolutiv Protect

DATOS TÉCNICOS

  • Talla US 9
  • Peso (gramos) 315
  • P.V.P 160,00 €

Conclusiones

Las RaidLight Revolutiv Protect son para lo que puedes imaginar, con solo verlas: Sujeción, protección y agarre para correr fuera de caminos bien trillados. Barro, tierra, arena, piedras, nieve… Son palabras que le gustarán oír a estas zapatillas.

Una sujeción notable, lograda por la ajustada horma y carencia de acolchados, hacen que ganemos en precisión y control de pisada a costa de una menor confortabilidad. Las protecciones exteriores son de gran calidad y se han mostrado eficientes en su labor, aunque no siendo unas zapatillas impermeables lo tendremos difícil para mantener nuestros pies secos si vamos pisando charcos alegremente.

Muy buena valoración merece la polaina-calcetín que incorporan estas RaidLight Revolutiv Protect. Elaborada en una agradable licra, se mantiene bien fijada en todo momento, cubriendo por encima del tobillo, e impidiendo así la entrada de arena o piedras al interior de la zapatilla. 

La suela ha cumplido con las expectativas generadas nada más ver su imponente taqueado, que ha mostrado un agarre y tracción a toda prueba en terrenos blandos y descompuestos. Otorga una confianza al corredor muy de agradecer para desenvolvernos en zonas técnicas, siempre que no sean suelos totalmente lisos y mojados. 

Pese a no estar orientadas a largas distancias, si nos sentimos cómodos con las RaidLight Revolutiv Protect podemos estirar nuestras salidas. Sin duda, será gracias a su amortiguación, media suela y plantilla, en la que la tecnología Sensor 3 desarrollada otorga unas buenas sensaciones, ofreciendo protección a los impactos a la vez que una efectiva reactividad en carrera.

El corredor debe saber para qué sirven estas RaidLight Revolutiv Protect:  Como opción para corta y media distancia, en terrenos técnicos y épocas frías de otoño e invierno, han cumplido con su objetivo. Para otros cometidos, en su renovado y mejorado catálogo RaidLight dispone de modelos para todos los gustos: Responsiv Ultra (mayor comodidad para largas distancias), Responsiv XP (ligeras y veloces), Responsiv Dynamic (más transpirables) y las “hermanas” RaidLight Revolutiv (sin la protección de la polaina).


Pros & Contras

PROS:

1. Inmejorable agarre en suelos blandos y descompuestos.

2. Amortiguación: El sistema Sensor 3 nos parece acertado y equilibrado.

3. Acabados de calidad.

4. La extensión como calcetín que aporta la protección de una polaina.


CONTRAS:

1. Rigidez del upper.

2. El sobrante de los cordones Speed Lock, excesivamente largo, puede engancharse.

3. En pies anchos o delicados, el ajuste de la horma puede resultar excesivo, especialmente si las utilizamos en tiradas largas.


POSIBLES MEJORAS:

1. Insertar algún acolchado en la zona del tobillo. Así sería más amable el abrazo del sistema TWS.

2. Impermeabilizar las zapatillas para utilizarlas en zonas muy embarradas y nieve.

Tipo de corredor

De un primer vistazo desde luego que las RaidLight Revolutiv Protect destacan como unas zapatillas contundentes: Buenas protecciones, un taqueado en la suela imponente, grueso tejido del upper y, por supuesto, la extensión de malla elástica a modo de calcetín o polaina que cubrirá todo el tobillo. Parecen zapatillas echas para la batalla.

Al calzarlas hemos tenido que dedicar algo de tiempo, pues el buen ajuste de la polaina conlleva que el “quita y pon” de estas zapatillas sea más costoso que en un modelo convencional… Pero el ajuste es total.

Aunque el fabricante indica que tienen una horma regular o media, la encontramos algo ceñida, especialmente en la zona del empeine. Está claro que RaidLight no pretendía construir unas zapatillas-sofá, con amplios espacios y acolchados, sino que ha buscado otorgarnos una buena sujeción, para que los pies no queden holgados dentro de las zapatillas.

Desde las primeras zancadas se aprecia el ajuste descrito, que será de agradecer al paso por zonas en las que la torsión del pie o los aterrizajes difíciles sean habituales. Este aspecto va a resultar de interés para corredores que valoren tener un buen control de movimientos de los pies, para dotarnos de total precisión en cada paso.

También debemos confesar que al correr con las RaidLight Revolutiv Protect se han mostrado más amables de lo que esperábamos en un principio. Más flexibles, logrando así mejorar nuestra sensación de confort inicial, sin perder la buena sujeción que ofrecen.

En cuanto a la puntera de las zapatillas, a los dedos les queda el espacio necesario, aunque sin opción a extenderlos. Por su parte, la zona trasera está diseñada conforme al sistema TWS (Tendon Wrapping System), que procura una sujeción rodeando desde la parte del talón hasta el empeine. Así abraza toda esta zona, evitando movimientos dentro de la misma. Si bien no hay zonas blandas o acolchadas y el habitáculo para el pie es más bien rígido, destacamos que en los acabados interiores no existen zonas de “alto riesgo”, como costuras gruesas o plásticos duros, que puedan provocar roces molestos.

Debemos añadir una mención a la polaina, que queda como un calcetín, aunque no lo sustituye. Elaborada en licra suave, logra un buen ajuste al pie, sin oprimirlo. Es la parte más agradable de la zapatilla y llega a cubrir hasta unos 5 centímetros por encima del tobillo. Esta protección ha sido más que suficiente para lograr su objetivo, manteniendo estanco el interior de las RaidLight Revolutiv Protect, cuestión importante en esta época, en la que el barro, el agua y la nieve pueden ser compañeras habituales del corredor.  Eso sí, se pierde la lengüeta, así como los acolchados que suelen hacer de collar en la parte superior de la zapatilla.

Para acabar de sujetar nuestro pie, los cordones de las RaidLight Revolutiv Protect utilizan el sistema Speed Lock Lace (con cordón tipo cable) que, si se ajustan bien, llegan a inmovilizar totalmente el pie dentro de la zapatilla. Dos cuestiones a añadir en los cordones: Una vez tensado, para guardar el cordón sobrante (que es muy largo), en la zona del empeine hay una goma que permite sujetarlo, aunque para evitar que se suelte en carrera o se nos enganche con la maleza recomendamos darle un par de vueltas sobre esa misma goma. La segunda cuestión es todo un detalle de RaidLight, pues en la caja de las zapatillas encontraremos unos cordones convencionales, que podemos sustituir por los que vienen de serie, y para su mayor ajuste cuentan con un ojal añadido en la parte superior de las zapatillas.

En definitiva, tal y como ya hemos dicho más arriba: Zapatillas para la batalla, con una notable sujeción del pie y muy buena protección. Excelente control de movimientos que harán las delicias de los corredores, sobre todo los que tengan buena técnica y experiencia en los caminos de cabras, para moverse rápido por terrenos difíciles, lejos de pistas y caminos, logrando exprimir al máximo las prestaciones de estas RaidLight Revolutiv Protect.

Distancia

RaidLight no estaba pensando en largas distanias cuando diseñó las Revolutiv Protect, pues para ello ya encontramos en su catálogo las Responsiv Ultra. Teniendo en consideración su peso, de 315 gramos, así como la sujeción descrita en el anterior apartado, tampoco sería nuestra primera opción para ultras.

Pese a lo anterior, si tenemos en cuenta lo que llevamos justo debajo de nuestros pies quizás no seamos tan tajantes con lo dicho. Así, una de las tecnologías más desarrolladas en estas zapatillas la encontramos precisamente en la media suela y la plantilla, de unos 5mm de grosor. Se trata del sistema Sensor 3 (desarrollado por el grupo Rossignol), consistente en tres tipos de EVA de diferentes densidades que combinadas logran absorber los impactos de forma más gradual, lo cual se traduce en un mayor confort para el corredor. Y eso especialmente se nota, y se agradece, al correr durante horas y kilómetros.

Así ha sido en las pruebas más largas realizadas con las RaidLight Revolutiv Protect. Las plantas de los pies agradecen esa comodidad, retrasando las molestias por la mera acumulación de kilómetros. Debemos subrayar la notable flexibilidad en la zona de los metatarsos, así como el drop de 6 mm (diferencia entre los 17 milímetros de la parte delantera con los 23 del talón), el cual ha resultado bien equilibrado y, sin duda, todo ello habrá ayudado a lograr las buenas sensaciones descritas. Como resultado también hay que destacar la buena reactividad en carrera, que facilita el correr a ritmos más rápidos, sorprendiéndonos también el buen dinamismo logrado en su conjunto.  

Entonces, ¿las utilizamos en una prueba ultra? Por poder se puede, pero mejor que no. El transcurso de horas en carrera tiene otros efectos: Se hinchan los pies y nuestra sensibilidad aumenta. Eso ha supuesto, debido al ajuste de las zapatillas, que a las dos horas se hiciera notar la presión de la zona del empeine y, llegando a las cinco horas con ellas, tuviéramos que aflojar los cordones para evitar la molestia.

También, al transcurrir varias horas, se echaban en falta los acolchados de la zona del collar que, como ya hemos dicho, no existen por la incorporación de la polaina. Especialmente en la parte del talón.

Por otro lado, el grosor del mesh de las RaidLight Revolutiv Protect, junto a las buenas protecciones, implican que la transpirabilidad de las zapatillas no sean precisamente una de sus virtudes. Si corremos en invierno y pocas horas no va a ser problema, pero si pretendemos alargar la distancia, y más con un clima templado, a buen seguro que aumentarán las molestias descritas.

Suele resultar inevitable que la buena sujeción no congenie muy bien con la comodidad. Aunque también depende de la sensibilidad de cada corredor, así como de la horma del pie. Cada uno puede probar hasta donde quiera, porque consideramos que la amortiguación de las zapatillas puede abarcar toda distancia que se nos antoje.

Eso sí, nosotros las consideramos ideales para salidas cortas o de media distancia… Máximo maratón de montaña. Ahí todo corredor podrá disfrutar de las prestaciones de las RaidLight Revolutiv Protect, bien sea a ritmos lentos o a todo gas.

Además, si utilizamos las zapatillas en pruebas en las que se nos caiga la noche encima, debemos destacar la gran cantidad de reflectantes con los que cuenta. Especialmente en la polaina-calcetín, unas estrellitas (RL Stars) en el talón e incluso en la media suela. Con todo ello tenemos cubiertos los 360 grados de las zapatillas con algún reflectante.

Tipo de terreno

Ya hemos dicho que la suela de las RaidLight Revolutiv Protect llama la atención y no deja lugar a dudas de cuál será su mejor uso. Elaborada en una sola pieza, denominada Dynamic Sensor, con tacos de 6 mm, bien espaciados contando cada uno con una especie de vigueta que lo apuntala, logrando así mantenerlos estables, por mucho que los forcemos en cada pisada. Detalle interesante que ayuda a que los tacos cumplan bien con su misión: garantizarnos el agarre al suelo, tanto en el aterrizaje como el despegue de cada zancada.

Desde luego que semejantes tacos no están pensados para correr por pistas o terrenos fáciles y compactos. Su destino ideal va a ser allí donde la suela pueda morder el suelo: Barro, nieve, hierba, tierra removida o piedra suelta (gravilla)… En estos terrenos, sin paliativos, el comportamiento de las RaidLight Revolutiv Protect ha sido excelente. Vaya si muerde.

Bien sea a ritmos rápidos o más lentos, en subidas y bajadas, el grip ha sido magnífico y hemos disfrutado de lo lindo corriendo, gracias a la seguridad transmitida por esta suela, lo cual ayuda a soltarse e incrementar los riesgos asumidos por el corredor. Su talón de Aquiles han sido las superficies lisas y mojadas.  Corriendo sobre este tipo de terreno algún que otro patinazo nos hemos llevado, viéndonos obligados a bajar el ritmo y a estar bien alerta en cada pisada.

Hemos puesto a prueba su paso por zonas muy embarradas, en las que se ha quedado enganchado el barro, pero sin llegar a colapsar la suela. Eso quiere decir que los tacos han logrado mantener el contacto con el terreno, y así cumplir con su función de evitar en buena medida que resbaláramos en esta difícil superficie. Aunque lo más destacable aquí es que, al volver a correr fuera del barro, éste se ha evacuado rápidamente, quedando la suela totalmente limpia en muy poco tiempo. 

Por otro lado, resulta destacable el diseño de los tacos que forman el contorno de la parte delantera de la suela, pues sobresalen ligeramente del perfil de la misma de modo que, si la fuerza de la pisada se realiza desde esta parte, la estabilidad del pie está más que asegurada. Especialmente en situaciones en las que se utilice el lateral como principal punto de apoyo, como en el caso de giros bruscos o desplazamiento en diagonal, esos tacos serán unos buenos aliados para mantener nuestra estabilidad.

La contundencia de la suela va bien emparejada con el upper de las RaidLight Revolutiv Protect. El apelativo “Protect” le viene como anillo al dedo, y no solo por la polaina añadida como calcetín en este modelo, sino también por todas las protecciones que encontramos en las zapatillas. Un refuerzo en la puntera, más resaltado en la zona del dedo gordo del pie, garantiza que los dedos queden protegidos de piedras y demás obstáculos que encontremos en el camino. Las protecciones laterales son generosas, extendiéndose a todo el perímetro de la zapatilla mediante termosellados, y junto a los refuerzos del talón (sistema TWS ya descrito) hacen que no debamos temer las zonas que más peligros conlleven para nuestros pies, pudiendo correr por terrenos alpinos y más extremos sin problemas.

El tejido del upper también ofrece una buena protección, gracias a su rigidez (material TPU) y configuración “Rip stop”, siendo resistente al contacto con piedras, raíces y demás. Por último, las polainas-calcetín incorporadas a este modelo acaban por cerrar perfectamente cualquier opción a que entre, a acompañar a nuestros pies, algún que otro cuerpo extraño: piedras, arena o algo de nieve y barro. Cubren por encima del tobillo, lo cual resulta más que suficiente para cumplir con su función. Debemos resaltar que, incluso en las pruebas de mayor duración, las polainas han mantenido siempre el ajuste correcto: no se han bajado, pero tampoco han sido molestas o han dejado marcas por su presión.

Grandes protecciones para correr por donde se quiera, fuera de caminos y por terrenos difíciles, aunque debemos advertir que no estamos ante unas zapatillas impermeables. Eso sí, no se nos van a mojar los pies a la mínima de cambio gracias al upper descrito, pero con lluvia, nieve y barro siempre va a llegar el momento en el que notemos la humedad en el interior. La parte baja de la polaina, por eso, tiene un tejido más grueso justo hasta el tobillo, lo cual ha retrasado de forma notable el momento en el que entrara agua o humedad por esta parte de las zapatillas.

Durabilidad

Excelente calificación debemos otorgar a las RaidLight Revolutiv Protect en cuanto a la durabilidad mostrada en las semanas de prueba. No se ha apreciado fatiga del material, roturas ni desgastes que hagan dudar de la larga vida de estas zapatillas.

El fuerte upper se ha mantenido intacto. Ninguna rotura del tejido, los termosellados que fijan las protecciones no se han soltado y las pocas costuras que hay están como el primer día. Además, algunas partes están reforzadas con doble costura.

En la suela tampoco se aprecia casi desgaste alguno. Al ser de una sola pieza, no se ha despegado ninguna parte del resto de la zapatilla y, por otro lado, los tacos mantienen su prominencia, sin que haya saltado ninguno y manteniéndose también los añadidos que, a modo de viguetas, apuntalan cada uno de los tacos.

En cuanto a la polaina también debemos resaltar que no ha perdido su elasticidad, para mantener el buen ajuste por encima del tobillo. La única prueba de su uso, seguramente debido a un roce con el canto de alguna piedra, es un pequeño enganchón en la parte alta, elaborada en un tejido más fino, aunque no ha ido a más.

Por todo lo demás, las prestaciones descritas en apartados anteriores se han mantenido en las RaidLight Revolutiv Protect, especialmente en cuanto a su sistema Sensor 3 que, lejos de empeorar, tenemos que reconocer que con el paso de kilómetros nos hemos sentido más adaptados a las zapatillas, mejorando así nuestra primera valoración.

PUNTUACIONES

  • Adherencia bajadas en tierra10.0
  • Adherencia bajadas en tierra10.0
  • Adherencia en roca9.0
  • Adherencia en roca9.0
  • Adherencia en roca mojada6.0
  • Adherencia en roca mojada6.0
  • Adherencia subidas en tierra10.0
  • Adherencia subidas en tierra10.0
  • Altura de la caña10.0
  • Altura de la caña10.0
  • Amortiguación delantera9.0
  • Amortiguación delantera9.0
  • Amortiguación trasera10.0
  • Amortiguación trasera10.0
  • Asfalto3.0
  • Asfalto3.0
  • Costuras8.0
  • Costuras8.0
  • Durabilidad9.0
  • Durabilidad9.0
  • Estabilidad7.0
  • Estabilidad7.0
  • Fit5.0
  • Fit5.0
  • Flexibilidad6.0
  • Flexibilidad6.0
  • Impermeabilidad7.0
  • Impermeabilidad7.0
  • Pista6.0
  • Pista6.0
  • Protecciones9.0
  • Protecciones9.0
  • Reflectantes8.0
  • Reflectantes8.0
  • Sistema de fijación / Cordones / Agujeros8.0
  • Sistema de fijación / Cordones / Agujeros8.0
  • Torsión lateral6.0
  • Torsión lateral6.0
  • Trail9.0
  • Trail9.0
  • Trail Extrem9.0
  • Trail Extrem9.0
  • Transpirabilidad4.0
  • Transpirabilidad4.0

Comparar con

Revolutiv Protect - RaidLight

Vs

buscar