Advertisement

Mizuno Wave Kazan 2

Mizuno Wave Kazan 2
Mizuno Wave Kazan 2
Mizuno Wave Kazan 2
Mizuno Wave Kazan 2
Mizuno Wave Kazan 2
Mizuno Wave Kazan 2
Mizuno Wave Kazan 2
Mizuno Wave Kazan 2

VÍDEO ANÁLISIS


Mizuno Wave Kazan 2

DATOS TÉCNICOS

  • Talla US 8
  • Peso (gramos) 277
  • Mesh 100
  • Ancho metatarso(cm) 107
  • Ancho talón(cm) 81
  • Perfil talón(cm) 37
  • P.V.P 0,00 €

Introducción

Antes que correr fuera el deporte que todos conocemos ahora, Mizuno ya fabricaba zapatillas de deporte. Y para cuando el correr llegó a su madurez, Mizuno ya era una de las marcas principales. Desde Japón han estado abasteciendo a infinidad de corredores asiduos que buscaban en el sistema Wave una amortiguación diferente, que consiguiera direccionar la fuerza de expansión en favor del movimiento. Y no les ha ido nada mal, ¿porque quien no ha pensado nunca en comprarse unas Mizuno?.
Como referente del running, Mizuno no podría quedarse al margen de la demanda del Trail Running. Y pusieron todo su conocimiento, primero para hacer modelos all-around y más tarde solo para Trail. Así llegaron las sagas de Cabrakan y de las míticas Wave Ascend. Pero llegar tarde al mundo del Trail y venir del "lado oscuro" del asfalto siempre lastra y eran muy pocas las Mizuno que veíamos en las carreras de montaña. Pero los chicos de Osaka ya han estado en estas batallas y podían haber hecho como otras marcas: asumir su papel de secundarios en el trail. Pero eso no está en la genética de Mizuno. Así que el año pasado hicieron una gran apuesta: nuevos modelos y nuevas tecnologías. De este buen hacer y de esas ganas de ser los números uno, nos llegan las Wave Kazan 2. Una segunda edición llena de mejoras.
Cuando las sacamos de la caja, vemos que Mizuno sigue apostando por la agresividad de sus combinaciones cromáticas, que personalmente me encantan. Y por ese upper que delatan sus origines del asfalto, nervios cosidos y un talón muy reforzado. Nos parece una zapatilla dispuesta a aguantar todos los desafíos que le sugeramos. Veremos cómo se comporta la combinación del sistema XtaRide con el Ap+ y el nuevo AirMesh. Como dice la marca “modelo indicado para entrenamientos en multitud de superficies” ¿Estará preparada para el verano que le tenemos previsto?


Primeras sensaciones

Cuando nos calzamos las nuevas Wave Kazan 2, lo primero que reconocemos es el buen hacer de Mizuno en el interior. Son extraordinariamente cómodas; no notamos ni una costura y parece que nos las han hecho a medida. El talón envuelve muy arriba pero parece que logrará una buena combinación entre agarre y confort.
Aunque nos habían parecido muy pesadas, las Wave Kazan 2 solo pesan 295gr. (medio par). Nos preguntamos cómo se consigue colocar tanta estabilidad y amortiguación en ese peso.
Además, no nos sentimos muy levantados de talón y los primeros pasos podemos notar suficientemente bien el suelo.

Mediasuela

En los primeros kilómetros en los bosques de Uppsala, Suecia, ya comenzamos a notar las diferentes zonas de flexión delimitadas por el sistema Midfoot Groove (las dos líneas marcadas debajo del puente). Hemos podido trabajar de puntas sin tener que hacer mucha fuerza, pero teniendo una reactividad correcta que nos ayudaba a mantener el contacto con el suelo en cualquier posición, por rápida que fuera.
Algo que destaca de las Wave Kazan 2 es el rocker delantero muy marcado, la herencia del asfalto se deja notar en su construcción. Esto nos ha ido muy bien en los tramos llanos de pista, donde ayudaba a optimizar el despegue, pero a la hora de los descensos sobre tierra suelta, o sobre losas de roca hemos echado de menos poder utilizar toda la superficie de la suela para ganar adherencia. En cambio el rocker trasero es casi inexistente y, como suele ser clásico, con un corte oblicuo en la parte exterior para favorecer la entrada.
La amortiguación combina diferentes grosores del compuesto AP+ con el conocido sistema Wave. La parte delantera, en salidas cortas de menos de 30 kilómetros, trabaja de forma ideal. Pero a partir de esa distancia, y sobre todo en terrenos duros, notamos que ya no tiene la misma capacidad de expansión. Con la parte trasera sucede de forma parecida, pero al estar incluido el sistema Wave, nos encontramos que desde un principio si no posees una buena técnica de carrera clásica (entrando bien de talón), o bien no puedes generar mucho impacto (poco peso o terreno muy sinusoso), este queda inhabilitado. Por lo tanto solo trabaja la parte de AP+, haciendo que la sensación sea algo dura. Cuando hemos sometido a la Wave Kazan 2 a esfuerzos de más de 50km., el AP+ pierde parte de sus capacidades y eso se ve reflejado en más vibraciones e impacto sobre la musculatura y articulaciones.
En cuanto a sus perfiles, con un falso drop de 12mm. (ya que el talón queda envuelto por 1mm. de la media suela) no es una zapatilla alta (18mm. delante, 30mm. detrás). Hemos tenido algún pequeño susto al bajar a tope por las trialeras de la Serralada Litoral, Barcelona, con la Mizuno Wave Kazan 2, pero en general es una zapatilla muy estable. Ello se consigue con el "oversize" de la media suela, más evidente en la parte delantera, y el sistema Wave (cóncavo) en la parte trasera. Nos deja percibir el terreno, quizás demasiado si encontramos tramos con mucha piedra. En zonas rápidas de muchos salientes, o incluso cuando hemos querido bajar aprovechando los vértices de las rocas, hemos notado como se nos clavaban lo suficiente para que tuviésemos que frenar nuestro ritmo. Una placa de protección ayudaría a aumentar sus prestaciones.

Lengüeta

La lengüeta de las Wave Kazan 2 es grande, pero tremendamente cómoda. Un volumen creado para aislar completamente el pie de la presión de los cordones. Ni te enteras de ellos. Una manera de completar este confort sería que la lengüeta estuviera cosida en parte al resto del upper. Evitaría cualquier movimiento durante el traqueteo aumentando el aislamiento y la fijación del cierre.

Sujeción

El sistema de cierre por cordones, con una forma intermedia entre tubulares, es una buena idea, pero se ve afectado por los movimientos de la lengüeta, y sobre todo por su tejido, que no permite cerrar del todo los nudos. Al pasar por los senderos estrechos de Staddskogen, Suecia, estos se enganchaban y deslizaba el nudo, haciéndonos parar. Este hecho era más acentuado cuando estaban mojados.
La sujeción del pie es ideal en la parte trasera. Para los que les gusta llevar el talón muy bien cubierto, la Mizuno Wave Kazan 2 es una joya. El talón queda envuelto en un chasis rígido, que llega muy arriba pero que es muy cómodo gracias a un collar muy conseguido. Además, se complementa con el diseño del sistema Wave (cóncavo) y el milímetro de penetración dentro de la media suela. La sensación es de ir fijado a la parte trasera de la zapatilla. No hemos notado sensación de movimiento o pérdida del talón en ningún momento.
Mientras en la parte central y delantera el upper es más blando, todo y que los nervios cosidos, más el logo de la marca (más rígido) le dan más sujeción. La fijación es perfecta si vamos por terreno llano sin muchos cambios de ritmo o dirección, pero si queremos bajar rápido o nos vemos corriendo por terreno irregular, notamos que el upper cede y que nos salimos de la línea de contacto con la media suela. Esto es debido a la combinación entre el fieltro que recubre la media suela y la plantilla.
No incorpora ningún sistema específico de pisada, y las diferencias de simetría que podemos observar como: diferentes alturas en el talón y diferentes estructuras de cada uno de los lados del Midfoot Groove, están diseñadas para optimizar el gesto de entrada y salida de en la pisada, cosa que se puede notar si uno ya tiene interiorizado este gesto.
La Wave Kazan 2 incorpora el sistema XtaRide, que engloba los tacos Xtuds, la placa Wave y el Midfoot Groove, que hace que la zapatilla se amolde literalmente al terreno. Responde a los movimientos naturales del pie, sin que notemos ninguna flexión extraña, sobre todo a la hora de la torsión sobre salientes, troncos o en terreno inclinado.

Acabados

Si algo tienen excepcional estas la Wave Kazan 2 son sus acabados. Aquí se vuelve a notar la mano de décadas de experiencia en el mundo calzado: costuras fuertes en los nervios, interior del upper extremadamente cómodo, que hace que cada vez que nos las pongamos parezca el primer día, y sobre todo un impecable cosido entre el upper y la media suela.
Los chicos de Mizuno han colocado un ligero fieltro entre la media suela y la plantilla. Esto da un extra de confort pero añade una lámina de deslizamiento entre la media suela y la plantilla, además de retrasar el secado y ayudando a generar malos olores. Hay que decir que esto es algo muy difícil de solventar en las zapatillas.
Como ya está siendo muy habitual en casi todas las marcas, las Mizuno Wave Kazan 2 incorporan una plantilla de 3mm. de EVA de la propia casa Mizuno (Premium Insock) y que recuerda mucho a las que fabrica Ortholite. Presentando las mismas características, un extra de amortiguación y propiedades antiodor. Durante estas semanas ha cumplido con sus funciones sin inmutarse.
Pero la combinación de la plantilla y el fieltro de la media suela crea lo que creemos que es uno de los pocos detalles a mejorar de este modelo, ya que genera deslizamiento de la parte delantera pese al buen diseño del upper, haciendo que en bajadas muy rápidas o cambio de dirección o terreno muy variado, el pie deslice hacia la puntera o hacia el exterior del dedo gordo.

Impermeabilidad / Transpirabilidad

Pese a su aspecto rudo y tosco, la doble capa de AirMesh trabaja a la perfección y hace que la zapatilla sea muy fresca, incluso en los calurosos días de agosto. Obviamente la parte del talón tiene más problemas para refrigerar, debido a los refuerzos interiores, pero ni por asomo ninguna zapatilla puede hacerlo tan bien como la Mizuno Wave Kazan 2.
Tan buena refrigeración hace que también sea vulnerable a la entrada de agua. En este sentido no posee ningún tipo de tratamiento especial., pero no creemos que sea preocupante, porque como la mayoría del upper es sintético, hace que se acumule poca agua y seque muy rápidamente.
El problema vuelve a ser la plantilla y la palmilla, que si acumulan el agua. Así que durante estos días en el Kungsleden, en el Círculo Polar, donde había charcos y ríos para aburrir, o estos días de finales de agosto donde nos hemos “mojado” bajo alguna tormenta, notábamos que el upper se secaba, pero que a cada zancada salía agua de las capas bajas.

Suela

La suela de las Mizuno Wave Kazan 2 es lo que más nos llamaba la atención y queríamos probar. Como ya viene siendo habitual en las zapatillas actuales, la media suela no está aislada completamente del medio por la suela, apareciendo zonas de flexión donde aflora la media suela, permitiendo a la suela ser también parte activa de la amortiguación, la torsión y la estabilidad del pie. Aquí es donde convergen todas las tecnologías colocadas en esta zapatilla. Aquí el Midfoot Groove está reforzado por unos tacos de caucho casi planos que nos han ayudado mucho para tener adherencia en zonas donde impactábamos con el puente. Mientras en la parte trasera ofrece una configuración muy marcada al agarre en las bajadas, pero donde siempre destaca el sistema X10, con una densidad mayor, para evitar el desgaste típico de la arte externa del talón, ofreciendo además un extra de tracción en las bajadas.
Pero donde queríamos llegar es a la parte delantera y ver cómo funcionaba el sistema Xtuds, de tacos en forma de hélice. Unos tacos de tamaño medio pero que ayudan a completar la omnidireccionalidad de esta zapatilla. La verdad es que en terrenos de arena, subidas pronunciadas o senderos rápidos, notábamos como no perdíamos tracción y como mordíamos el terreno, ya que se podía notar la arena que te tocaba el tobillo. Al igual que en bajadas de piedra suelta o incluso cuando flaqueábamos en terreno de piedra seca. Nos hemos sentido muy seguros.
Nos ha llamado la atención que al intentar subir por roca seca a más de 30º, a velocidad de carrera, no tenía adherencia, pero si lo hacíamos lentamente si. Hemos podido notar como la pérdida de tracción se debía a que los tacos entraban dentro de la media suela y no se podía transmitir todo la fuerza del pie hacia ellos, para que se incrustaran en el terreno.
Pero la prueba de fuego para unas zapatillas de Trail es cuando todo se moja; y pese a Mizuno incorpora el sistema Wet Traction (combinación bidireccional de fibras sintéticas y caucho), notamos que hay un gran diferencia entre el terreno seco y mojado. En los tramos de bosque mojado de nuestro Nordic Trail Test Center, en Suecia, donde pisábamos raíces y pasarelas de madera, no teníamos mucho control y teníamos que bajar el ritmo. Y ya si teníamos que afrontar terrenos de mucha roca, como los granitos de Börjnberg, teníamos que buscar una alternativa menos pronunciada para no resbalar.
En subidas y bajadas de hierba mojada del Kungsleden si que hay que mencionar que están por encima de otras zapatillas que hemos probado.
Respecto al barro, las Wave Kazan 2 no son las mejores, y más si las ponemos a combatir en nuestra ciénaga norteña. Acumulan mucho barro y les cuesta retirarlo, sobre todo en la parte delantera. Pero es el precio de la polivalencia.

Durabilidad

La Mizuno Wave Kazan 2 están hechas para durar, para aguantar todas las maldades que se nos ocurran. Después de mojarlas, secarlas, llenarlas de barro, pasar por la nieve, y de 274km. por senderos estrechos, zarzas, rododendros y piedras infinitas, siguen casi como el primer día. No han perdido ni un ápice de sus prestaciones de amortiguación, estabilidad y confort. Las costuras en su sitio y sin ningún agujero.
El único detalle que hemos contemplado es que upper en la zona del dedo gordo está sufriendo una erosión prematura. Pero eso es debido la forma de nuestro pie (estrecho) que hace que se deslice más de la cuenta termine impactando en las puntas.

Conclusiones

La Mizuno Wave Kazan 2 cubre muy bien parte de algunos detalles de su predecesora y evoluciona para convertirse en una zapatilla que se puede utilizar para todo y por todos. Teniendo en cuenta que tanta polivalencia genera algún deficiencia en los extremos de nuestra exigencia.
Seguro que en el futuro veremos como la serie Kazan incorpora pequeñas mejoras, en la protección de la media suela y la estabilidad delantera, lo que le ampliará la tecnicidad. Pero hasta que esto ocurra tenemos una zapatilla ideal para corredores de entre 70-90 kilos de nivel medio, que busquen una zapatilla todo terreno para distancias no más largas de 30km. Por 105 euros tienes una sola zapatilla con una genial combinación de prestaciones; que permite correr con seguridad, confort y agarre ideal en carreras y entrenamientos por terreno no muy técnico.

PROS
Estabilidad
Comodidad
Polivalencia

CONTRAS
Poca protección en la planta del pie
El tipo de cordones
El deslizamiento de la plantilla

Comparar con

Wave Kazan 2 - Mizuno

Vs

Advertisement buscar