COMO BAJAR GRAMOS A TUS ZAPATILLAS: VIBRAM MEGAGRIP LITEBASE

La marca italiana Vibram, líder en compuestos para  suelas de zapatillas de trail running, nos presentó en Outdoor 2017 su nueva revolución, el Vibram Megagrip Litebase.

Según ellos, aún estamos en período de pruebas, este nuevo compuesto mantiene el mismo rendimiento del MegraGrip pero un 30% (en algún caso se puede llegar a reducir hasta el 50%) más ligero que el Megagrip “convencional”. Eso quiere decir que pasamos de una suela de 136g (aproximadamente, y dependiendo de la talla) a una suela de tan solo 77g, prácticamente un 50% más ligera (comparando Megagrip vs Megagrip Litebase).

Obviamente este nuevo compuesto crea un antes y un después en todas aquellas marcas que solían usar el compuesto MegaGrip convencional, ya que podrán realizar las mismas zapatillas con un peso mucho menor. Seguramente estamos hablando de zapatillas robustas que rondaran cerca, o incluso por debajo, de los 300g.

Justamente esta es la prueba que queríamos realizar en UTMB, así que fuimos al camión de Vibram, el cual resolaban zapatillas de manera gratuita (solo en los días del UTMB), dejamos nuestras Montrail Rogue FKT con un peso de 343g y

¿Con cuántos gramos nos las devolvieron?

 

 

...ni más ni menos que 295g, eso son 48g menos, es decir un 14% respecto al peso original del conjunto, solo modificando la suela...

 

Reflexión y conclusiones

Abriendo el debate con el equipo de TRAILRUNNINGReview, llegamos  a la conclusión que esta reducción del 30% dependerá mucho de la talla, de la tipología de zapatilla, del compuesto usado en la zapatilla de origen, del perfil de suela que tenga y un amplio etcétera. En este sentido, queríamos exponer 3 casos:

  1. Montrail Rogue FKT: De 343g (talla 10.5US) a 295g = 14% (48g)
  2. Adidas Terrex CMTK: De 400g (talla 13US) a 348g = 13% (52g)
  3. Salomon S-Lab Sense Ultra: De 273g (talla 8.5US) a 261g = 4% (12g)

Podemos ver claramente como los mejores resultados los encontraremos en esas zapatillas con un peso muy concentrado en la suela de origen o con suelas MegaGrip. Si lo comparamos con zapatillas destinadas más a la competición, con conceptos más ligeros, como las Salomon S-Lab Sense Ultra, los resultados son menores, solo conseguimos un 4% de reducción de peso. Eso, obviamente, nos da información de que no solo Vibram está trabajando a favor de la ligereza en sus suelas, sin perder el rendimiento, la fiabilidad y la durabilidad que son otros de los puntos que intentaremos probar en nuestros test.

Otro punto para reflexionar es la protección que podemos ganar o perder con este compuesto Lite Base ya que, como bien podéis ver en el vídeo, es bastante más fino que el anterior, cosa que nos hace estar más cerca del suelo, veremos si esto afecta en la protección general de la zapatilla. 

¡Advertencia! No todas las zapatillas son resolables, hay algunos modelos que por dibujo o estructura no se pueden resolar. En otros casos, como son las Adidas Terrex CMTK, han tenido que dejar una parte de caucho lateral, ya que la suela no es perfectamente plana, cosa que añade peso al conjunto final, quizá estaríamos hablando de más de un 13% si esto no ocurriera. 

De momento, para inicios de 2018, podréis encontrar las nuevas Scarpa Spin RS 8 (en exclusiva) con suela Vibram Megagrip Litebase y, a priori, parece que han conseguido su objetivo. Unas zapatillas destinadas a la competición para distancias largas ¡eso sí! Con un peso de tan solo 265g y no es que sean minimalistas, ni con perfiles bajos, ni con poca estructura… Sin duda Vibram sigue evolucionando y si antes veíamos el Vibram MegaGrip en muchos modelos, preparaos que ahora llega la era del LITEBASE.

buscar