Reportajes TRAILRUNNINGReview 

Bertrand Bio: Reto 21 días

BERTRAND BIO: RETO 21 DÍAS

Cómo perfectamente sabéis, muchas veces es difícil comer bien: falta de tiempo, alimentos no muy saludables, lugares donde no preparan buena comida… Y ya no os cuento si, además, practicáis deporte, entonces la cosa se complica aún más.

David me lo comentó: “Bertrand BIO es la posible solución a tus problemas, Aran”. Un preparado alimenticio, hecho a base de alimentos BIO, con formato muy parecido a los polvos, pero una gran diferencia, y es que en Bertrand BIO los ingredientes empleados se intuyen, y es que están triturados pero conservan su textura.

Esto de los preparados alimenticios no era una cosa que me viniera de nuevo, y es que ya había utilizado puntualmente preparados similares de otras marcas. Pero con el Bertrand BIO había una gran diferencia: la textura y el olor.

 

 

Bertrand BIO está en tres versiones:

  • 1. Bertrand Clásico
  • 2. Bertrand Vegano
  • 3. Bertrand Active

Como persona que practico deporte de manera intensiva (u obsesiva) la versión elegida para el reto fue la Bertrand BIO Active, la versión con más calorías y también con más nutrientes. Podéis consultar todas las versiones en su web:

https://es.bertrand.bio/

Dentro de cada versión hay 4 sabores:

  •  
  • 1. Frutos del bosque (arándanos)
  • 2. Manzana al horno.
  • 3. Vainilla.
  • 4. Naturaleza (gusto frutos secos).

Y nosotros disponíamos de esos 4 sabores, cosa muy recomendable como veremos más adelante.

Lo que pretendíamos demostrar es que se puede seguir haciendo la misma vida activa, entrenando, tan solo consumiendo Bertrand BIA Active.

¡Teníamos los sobres preparados de Bertrand BIO Active, teníamos los botes mezcladores y teníamos las ganas de empezar, así que… empezamos!

 

  1.  
  2. Preparación:
  3. Lo primero que os tengo que enseñar es como se prepara una toma de Bertrand BIO Active. Tened en cuenta que un sobre nos da para las tres tomas que necesitamos en un día. Los sobres son de 500 gramos, por lo que en las tomas serán de 1/3 del sobre, unos 167 gramos. Para no tener que pesarlo el “shaker” (mezclador) tiene una marca, así que con el bote vacío podéis echar polvos hasta esta señal (275ml). Una vez lo tengáis le echáis agua hasta la marca de 750ml, y con la espiral metálica dentro cerráis el agitador y le dais caña a tope. Dejándolo reposar un minuto tendréis la bebida preparada.

    Truco: yo lo primero que hecho en el mezclador es un poco de agua, para que el producto no se pegue en el fondo del bote. Cuesta de medirlo un poco más, pero se coge rápidamente el truquillo, y así nos evitamos los posos en el fondo del bote.

  4.  

    Primera toma:
  5. Aún recuerdo la primera toma de Bertrand BIO Active. Como os he dicho había probado varias marcas parecidas, pero Bertrand era sin duda la que mejor sabor tenía, con mucha diferencia. Los ingredientes tienen un sabor realmente natural, es como si hubieran metido todo en unas trituradora y hubieran hecho los polvos.

    Hay que decir, para lo bueno y para lo malo, que los polvos tienen como micro trozos de algunos ingredientes. Son pequeños, pero se notan un poco. A mi particularmente me gustaba mucho, ya que te hace masticar un poco, una de las cosas que dejaréis de hacer si consumís Bertrand durante mucho tiempo seguido.

    Os adelante que, de los cuatro sabores, mis preferencias fueron:

  6. 1. Vainilla (primera con mucha diferencia)
  7. 2. Manzana horneada
  8. La primera toma fue todo un éxito, me encantaba Bertrand Bio Active, así que solo podía pensar que iba a disfrutar de lo lindo los 20 días restantes.
  9.  
  10.  

  11. Primeros 3 días:

    La verdad es que estaba emocionado en cada toma. Estaba deseando que llegará la hora de tomarlo. Me llevaba mi “shaker” ya preparado al trabajo, a la montaña para después de entrenar, o incluso conmigo si sabía que la toma me iba a pillar fuera de casa. Era todo muy cómodo.

    Debo confesar que la segunda toma del primer día me produjo un nudo en el estómago terrible que tardaría más de 4 horas en irse, con un dolor muy molesto. Creo que se debió a la falta de agua en la mezcla. De hecho, dentro de la espiral de metal del Shaker se ha quedó una bola perfecta de producto sin disolver.

  12. Recomendación: Echar un poco de agua más de lo recomendado.

    Rendimiento deportivo: Normal.


    Día 4 al 6:

    Las dosis se reducen involuntariamente, con menos producto estás ya saciado. El estómago empieza a cerrarse y a hacerse más pequeño, por lo que necesito menos para saciarme. Creo que es una reacción normal, que ya había experimentado otras veces. Empiezo a jugar con los sabores, aunque al ser unos aditivos y no unos igredientes diferentes, no se notan mucho: el producto es exactamente el mismo en todos los 4 sabores, solo cambia el aroma. El que más me gusta, sin duda, el de vainilla.

    Rendimiento deportivo: Sigue siendo normal.

    Dejo de pensar en comida en general. Gano mucho tiempo sin cocinar ni sentarme a la mesa.

  13.  

  14. Día 7 al 9:

    El día 7 es el primer día que no quiero tomar el producto. Empiezo a notar rechazo. No importa el sabor o la mezcla que haga, no quiero tomarlo. No tengo ganas, sea el sabor que sea.

    Los días 8 y 9 los paso tomando cantidades mínimas de producto, básicamente para subsistir. Es más un rechazo psicológico que no físico, ya que cuando lo tomo me gusta y lo acepto bien, aunque me cuesta mucho tomarlo. Debo reconocer que me he saldo alguna toma.

    Aparecen los primeros síntomas de dolores en la mandíbula al masticar muy poco. En algún momento pienso que mi boca no pertenece a mi cuerpo, como si fuera un elemento añadido, una reacción típica de estas situaciones.

    Rendimiento deportivo: Lógicamente mi rendimiento baja por la falta de alimento.

     

Día 10:

Quería estar los 21 días tomando Bertrand BIO Active solo con agua, pero desisto. Me es imposible.

Voy a una tienda BIO y me compro el zumo más natural que puedo, y se lo añado a la mezcla. Esta es una opción que ya recomienda la propia casa Bertrand, incluso invita a echarse algunos trocitos de frutas, pero yo quería hacer la prueba tomándolo solo con agua.

A raíz de echar zumo la cosa cambia. A los pocos minutos noto como el azúcar empieza a hacer efecto y soy otra persona. Paso de estado dormido a persona normal.

La mezcla tiene un sabor muy bueno, aunque le echo un poco menos de la dosis recomendad durante todo el día.

Rendimiento deportivo: No hago nada hoy pero creo que hubiese podido entrenar perfectamente.

Día 11 y 12:

Sigo añadiendo zumo. Solo pruebo el de naranja, ya que me ha gustado muchísimo. De hecho estoy deseando de nuevo que llegue la hora de tomar Bertrand BIO Active. Todo y que no quiero hacer experimentos creo que otros zumos también irían bien,

Rendimiento deportivo: Salgo sin problemas

 

Día 13 al 20:

He añadido algunas frutas al zumo: plátano, fresas, manzana y pera. Siempre por separado. Esto sin duda es otra cosa. La bebida tiene un sabor fantástico, me encanta, es genial.

Siento dolores en la mandíbula al volver a masticar.

El día 14 preparo un zumo natural con una naranja y su pula: excelente.

Creo que podría estar así toda mi vida, tomando Bertrand BIO… y zumos con fruta, claro.

Rendimiento deportivo: Sin problemas.

 

Día 21:

¡Reto conseguido!
Estoy contento de haber conseguido tomar 21 días Bertrand Bio Active. Es verdad que me hubiera gustado hacerlo solo con agua, pero la propia marca aconseja mezclarlo con alguna fruta y/o zumo.

 

 

Conclusiones:

A FAVOR:

1. Tiempo ganado al día

2. Producto muy práctico. Tan solo necesitas agua

3. Transportabilidad

4. Se te olvida eso de comer

5. Posibilidad de seguir entrenando sin problemas

 

EN CONTRA:

1. Tu vida social queda muy limitada

2. Monotonía todo y los sabores diferentes, siempre que no mezcles con zumo y frutas

3. Dolor de mandíbula

4. Posibles sensaciones de ansiedad al querer comer otras cosas

 

Nuestro consejo:

Bertrand BIO es el mejor producto de los que hemos probado dentro de su categoría, sin duda alguna.
Nosotros quisimos llevar la prueba al extremo, pero creemos que realmente, el tomar únicamente Bertrand, no es lo idóneo. Bertrand es un producto excelente sustituir una comida de manera puntual (o no tan puntual), pero no para sustituir todas las comidas.
Bertrand Bio es una gran opción para llevar a viajes, de excursión, momentos en los que dudes que podrás comer bien o cuando el tiempo sea un problema.

Aconsejaríamos comer de manera sana y utilizar Bertrand BIO como un buen sustitutivo fiable de comidas o situaciones que se pueden repetir en el tiempo, incluso diariamente.

Muy satisfechos con la prueba y saber que ahora tenemos otra alternativa al comer que ya conocíamos: Bertrand BIO.

buscar