RaidLight Trail Performer

RaidLight Trail Performer
RaidLight Trail Performer
RaidLight Trail Performer
RaidLight Trail Performer
RaidLight Trail Performer
RaidLight Trail Performer
RaidLight Trail Performer
RaidLight Trail Performer
RaidLight Trail Performer

VÍDEO ANÁLISIS


RaidLight Trail Performer

DATOS TÉCNICOS

  • Talla US L
  • Peso (gramos) 124

Introducción

Año 1999. A un joven corredor francés se le ocurre crear una marca por y para el mundo del trailrunning, para lo cual no duda en poner todo su esmero para diseñar y fabricar mochilas y textil con el objetivo de que fueran cómodas, funcionales y ligeras.
Año 2015. Tan sólo 16 años después, esta marca que crea y diseña teniendo muy en cuenta las opiniones de sus adeptos (cuyas opiniones materializa y aplica a sus productos) y que fabrica en un pequeño pueblo en el corazón de los Alpes, se encuentra posicionada en la escala más alta, como fabricante, de nuestro deporte. ¿Es necesario seguir con la presentación? ¡Pues creemos que no! Sin duda hablamos de RaidLight, empresa que Benoit Laval creó hace relativamente poco tiempo con la idea de mejorar nuestra particular indumentaria cuando salimos de la ciudad. Dentro de su catálogo podemos encontrar todo lo relacionado con lo que vamos a necesitar para tirar cómodos en nuestras salidas. Hoy tenemos la ocasión de hablaros sobre la prueba a fondo que le hemos hecho a sus pantalones con malla interior, los RaidLight Trail Perfomer, que podríamos decir que “descienden” de otros pantalones -sin mallas- ya míticos de la casa gala: los Trail Raider
Si queréis saber más sobre nuestras conclusiones, seguid leyendo, que esto pinta bien…

Primeras sensaciones y descripción

El peso ultraligero de esta prenda se hace patente nada más sostenerla en la mano. A primera vista, acabados de primera mano y materiales suaves al tacto denotan que ha sido confeccionada con mucho mimo. La tela exterior es muy lisa, rasa y se mueve tan solo bufándole de cerca. Y la malla interior, elástica y tan fina que transluce, nos hace pensar que estamos ante una prenda aliada para nuestras etapas de larga duración. Quizás lo único que nos dé la impresión de demasiado frágil sean las rejillas laterales que hacen las veces de bolsillos, marcándonos el apunte mental de “cuidado con lo que metemos dentro”…Una vez puestos notamos efectivamente que son ligerísimos y la comodidad que confiere, aún en estático, es muy alta; no proporciona sensación de llevar dos prendas, ni mucho menos. La dócil tela de la malla interior confiere un punto de confort casi máximo. Sin ser comprensiva, por que no lo es, sí que notamos que se adhiere a nuestra piel de manera notoria pero sin sentir un sobre ajuste o agobio determinado. No comprime, pero notamos que “está ahí”. El buen encaje y la comodidad están muy condicionados, a nuestro entender, por la cintura del pantalón, que está compuesta por una goma bastante ancha que brinda una sujeción extra a todo la prenda en su conjunto. Por ahora, solo dos adjetivos cruzan por nuestra mente: ligereza y comodidad.
Pero poco importan estas sensaciones iniciales si una vez en el laboratorio de pruebas (la montaña, claro está) desaparecen, con lo que sin más preámbulos vayamos a ver cómo se han comportado ahí fuera, por que, estopa, le hemos metido, ¡y mucha!.

Fit

A la ligereza y comodidad que antes comentamos, ahora, después de haberlos utilizado en numerosísimas salidas, debemos añadirle otro adjetivo más: libertad de movimiento. Vayamos por partes: A) la malla interior, que es súper suave, queda muy bien ajustada a nuestro cuerpo sin apretar por ningún lado, ya que su misión no es la de comprimir sino más bien la de evitar rozaduras entre las piernas cuando ya llevamos un buen rato en carrera pero sin tener que renunciar a llevar pantalones cortos; y así lo hemos comprobado gracias al tacto súper dócil que tiene, por estar fabricada al 100% con poliéster elaborada en DryLight, por sus costuras, que en ninguna ocasión se han dejado oír - vaya, como si no existieran-, y finalmente por el hecho de que sea una tela muy porosa, facilitando así la transpiración de la prenda (sobre esto último hablaremos en la siguiente sección). B) el pantalón exterior se compone de poliéster (86%) y elastano (14%), otorgándole la elasticidad necesaria para aquellos pasos en que tengamos que levantar mucho la pierna (fuertes desniveles o grandes rocas) o bajadas en donde debamos apoyar el trasero o ponernos de cuclillas. Además, al ser cortos (mucho más que las mallas) no tiran o agobian por ningún sitio, permitiéndonos plena libertad de movimiento en cualquier circunstancia. Destacamos que hemos realizado la mayoría de pruebas en alta montaña, sorteando obstáculos de gran envergadura o complicados y dándole a estos pantalones algo más que solamente correr, y en ningún momento la malla interior se ha subido por las piernas sino que mantiene muy dignamente su posición inicial. Tampoco se nos ha movido el pantalón en general, manteniendo el fit que le dimos al inicio de cada salida, sin tener que hacer recolocaciones o reajustes cada cierto tiempo: en este sentido, es una prenda espléndida. En esto, creemos que influye de manera muy positiva la cinta elástica de la cintura: ésta tiene un ancho de 4,5 cm, medida muy superior a la del resto de pantalones de esta categoría y que nos ha brindado una especial comodidad y sujeción. Y para acabar de definir el ajuste que más nos convenga, está el cordón plano que nos hará las veces de cinturón: es de hilo y se encuentra en el interior, y solamente el nudo puede llegar a dejar marca en la piel en aquellas salidas largas ya que queda “pegado” a nuestro abdomen. La peculiaridad del cordón reside en el hecho que no rodea la cintura en su totalidad, sino que termina en los laterales, dejando la zona de la espalda sin cordón, aunque dicha zona ya queda cubierta por la goma elástica, que sí rodea la totalidad de nuestra cintura. Dejando a un lado el tema del nudo, el cordón no se clava aunque vaya muy apretado (notaremos la presión pero nunca que se clave) y corre muy bien a la hora de tensar / destensar su ajuste.
El pantalón-malla no tiene tratamiento específico anti-olores pero ha pasado las pruebas con nota alta: cinco salidas seguidas han sido necesarias para que tuviera que pasar la lavadora, lo cual es bastante significativo. Y además, también la sometimos a la prueba de dejarlo cerrado en una bolsa después de una salida durante 24 horas, y el resultado ha estado a la altura de la prueba antes mencionada. Al tratarse de un tejido tan liviano, fino y transpirable (tanto de las mallas como del pantalón), le resulta más difícil coger malos olores.
Por último, ni que decir tiene que no hemos sufrido ninguna rozadura entre las piernas, incluso en salidas de más de 8 horas en ambientes calurosos. Si sufrís de dichas rozaduras e irritaciones (como quién suscribe) y no queréis recurrir a la vaselina cada 2 por 3, esta prenda debería estar en vuestra lista de prioridades.

Transpirabilidad e impermeabilidad

Solamente hemos detectado una situación en la que la prenda en su conjunto no es capaz de transportar y eliminar el sudor que generamos con total eficiencia: son aquellas salidas de carrera o llaneo largo en días calurosos y con ausencia de viento, lo que, por otra parte, es bastante razonable. Pero el peso que adquiere se percibe ínfimo a cuando está del todo seco; de hecho, solamente te das cuenta de la humedad si miras el pantalón con atención, pero no por que llegue a pesar mucho o por haber perdido alguna cualidad (como el vuelo o libertad de movimiento). Bajo ningún concepto nos hemos sentido “mojados” o molestos por la humedad de la sudoración: los Trail Performer, bajo estas circunstancias, siguen evacuando la humedad, aunque más lentamente. A pesar de lo expuesto, y tratándose de un 2 en 1, el nivel de transpirabilidad es altísimo. En cualquier otra situación en la que los hemos testado (alta montaña con viento leve y sol y unos 24Cº; cresteando en alta montaña en salida nocturna con viento leve y sensación térmica de unos 7-8Cº; salidas por bosque a primerísimas horas del día,…) lo único que hemos conseguido probar ha sido una pequeña mancha de sudoración en las mallas por las “zonas nobles”, y nada más. Pruebas éstas que nos permiten confirmar la gran calidad de la prenda en cuanto a transpirabilidad se refiere. Si a ello le sumamos que ambas partes (malla y pantalón) secan a una velocidad satánica, pasan el examen como el primero de clase.
Los Trail Performer no poseen rejillas, pero a cambio existen dos zonas compuestas única y exclusivamente por el mismo tejido que las mallas: la zona trasera, justo donde finaliza la espalda y comienza el pantalón (parte que juntamente con la zona inguinal es donde más sudor podemos acumular), y los dos laterales, en donde van situados los bolsillos. Todo ello suma y mucho a la hora de mantener la “refrigeración” interna de la prenda (si bien es cierto que si llevamos los bolsillos llenos del todo, dicha capacidad se verá un tanto mermada…).
No son impermeables, aunque tratándose de un conjunto realizado con un textil tan sumamente ligero, creemos que no es necesario. Con lluvia se mojan rápido, tal y como hemos comprobado, pero ello queda subsanado por su velocidad de secado.

Bolsillos y extras

Dos son los bolsillos con los que cuenta los Trail Perfomer, y van situados en los laterales. El gran acierto en su confección es que van directamente cosidos a la malla interior, con lo que se consiguen dos cosas: que su contenido no se mueva y -a nuestro entender también muy importante- que el contenido no haga mover o bailar al pantalón durante el ejercicio. Para una prenda corta de estas dimensiones constatamos que son bolsillos bastante amplios, pudiendo meter hasta tres geles en cada uno de ellos, o bien barritas, reproductor de música o incluso un pequeño teléfono de los antiguos. En estos casos, la sujeción del pantalón continua intacta y no hemos sentido el efecto rebote por llevarlos demasiado llenos. La parte exterior del bolsillo se compone de rejilla con solapa para evitar perder ningún objeto. Los dos únicos “pero” en este sentido son que lo que llevemos se pueda mojar (la rejilla, obviamente, no es estanca) y mejor no meter cosas con demasiada punta (como los frascos de determinados geles). Con llaves de coche / casa no hemos observado problema alguno.
Todo el contorno del bolsillo tiene reflectantes, que aumentarán la posibilidad de que seamos vistos en condiciones de poca luz; y la carga lumínica es bastante potente.
Los puntos de silicona que hay en la malla tienen por objetivo que las manos no resbalen cuando nos apoyamos en ellos, sobre todo en aquellas pendientes fuertes y prolongadas. ¿Tonterías…? ¡Craso error pensar así! Funcionan a las mil maravillas, incluso teniendo las manos mojadas o sudadas; éstas no se deslizan por la pierna y se mantienen fijas allá donde las posemos, lo que resulta de gran ayuda cuando nos vemos obligados a realizar dicha operación.

Resistencia y durabilidad

No hemos sufrido enganchones o rotos con arbustos, plantas o similares, en gran parte por que el pantalón es corto y no sobresale en exceso de nuestra pierna, a la que va bastante “pegado”; además, la tela exterior es mucho menos porosa que la malla, contribuyendo a que resulte más difícil sufrir enganchones de los elementos externos.
Por otra parte, no aconsejamos abusar de las riñoneras que se fijan directamente al pantalón, ya que podrán provocar un desgaste prematuro en la parte del textil en que se fijen (de hecho, ya hemos notado alguna “marca” de la riñonera). Tras varios pases por la lavadora, el conjunto sigue incólume, como el primer día. Para lavarlos, mejor del revés (tal y como indica el fabricante), y también añadiríamos que no lo mezcléis con ropa que se pueda enganchar a la malla, como por ejemplo, prendas con velcro, ya que éstas sí que podrán dañarlo.

Conclusión

Estamos ante un gran pantalón creado por y para amantes del Trail Running, cuyas cualidades más destacadas son, sin duda, la comodidad y la ligereza, determinantes para afrontar cualquier tipo de distancia, pero especialmente las largas. Responde a todas las expectativas creadas, pero como gran niño mimado que es, necesita de un cuidado especial y muy atento: a cambio, dará lo mejor de sí mismo en las situaciones en que más le necesitemos, de ahí que recomendemos su uso especialmente para competición. Su diseño y gran capacidad de secado hará que lo llevemos por cualquier tipo de terreno (han nacido para ello) y casi en cualquier época del año, a excepción de los 2/3 meses más fríos del año, momento en que (a pesar de llevar malla interior) deberemos tirar hacia prendas abrigadas. Rango, por tanto, muy extenso. A todas estas cualidades hay que añadirle la inexistencia de rozaduras entre las piernas gracias al tacto de su malla que más bien parece ropa interior, y los bolsillos también cosidos a la malla, que evitan de manera efectiva que se mueva lo que llevemos dentro y también el efecto rebote tan visto en los pantalones de esta categoría.

Pros:
- Equilibrio prefecto entre ligereza, comodidad y rapidez de secado.
- Sujeción de la cintura y fit general.
- Bolsillos laterales: la carga no se mueve y no produce efecto rebote.
- Malla interior: evita rozaduras en muslos.
- Que se tengan en cuenta las opiniones de los corredores.

Contra:
- Malla interior: deberemos “vigilarla de cerca”, es frágil y habrá que evitar acercarla a elementos que se puedan enganchar.

PUNTUACIONES

  • Fit general9.0
  • Sistema atado / Goma8.0
  • Calzón interior9.0
  • Elasticidad9.0
  • Bolsillos10.0
  • Reflectantes7.0
  • Evacuación sudor9.0
  • Resistencia / Durabilidad8.0

Comparar con

Trail Performer - RaidLight

Vs

Content Demo
buscar