New Balance RunIQ

New Balance RunIQ
New Balance RunIQ
New Balance RunIQ
New Balance RunIQ
New Balance RunIQ
New Balance RunIQ
New Balance RunIQ

VÍDEO ANÁLISIS


New Balance RunIQ

DATOS TÉCNICOS

  • Talla US Universal
  • Peso (gramos) 75

Introducción

Todo el mundo a estas alturas conoce ya o ha oído hablar de New Balance, la marca nacida en Boston en 1906 y que lleva desde entonces ligada al deporte.

Pues bien, ahora New Balance da un paso más en el mundo del deporte y en su afán de ayudar al atleta, nos sorprende sacando al mercado su primer Smartwatch GPS, el New Balance RunIQ, o, como ellos le llaman, “The only Smarwatch made for Runners by Runners”, es decir, el GPS “El único Smartwatch hecho para y por corredores”.

Con un peso de 75 gramos y un precio de venta de 375€ podemos adquirir este smartwatch con GPS.

Además, podemos encontrar como accesorio extra los New Balance Pace IQ (sound by Jabra), unos auriculares Wireless que podremos usar con nuestro New Balance RunIQ conectados por Bluetooth y que harán nuestros entrenos más amenos al poder utilizarlos y escuchar música sin tener que llevar el teléfono encima en ningún momento.

Primeras impresiones

El New Balance RunIQ viene en una pequeña caja que a su vez hace de resumen de características y de guía rápida de puesta en marcha.

Dentro de la caja encontraremos el propio Smartwatch New Balance RunIQ, el cable de carga USB para utilizar con el PC (sin enchufe de pared) junto a la base de carga de New Balance y un pequeño manual o guía rápida más la información de seguridad.

Al coger este New Balance RunIQ observamos su ligereza, el peso de este smartwatch es de 75 gramos, cosa que se agradece con cualquier tipo de reloj, pero más aún si tenemos que correr con él. La sensación es aún más agradable al ponérnoslo en la muñeca puesto que además de ajustar perfectamente, el tacto de la correa es muy agradable.

El New Balance RunIQ está construido con un bisel de acero inoxidable y una correa de silicona de 22mm con hebilla de acero inoxidable (la correa podría ser sustituida por cualquier otra correa de 22mm). El perforado de la correa es múltiple, con lo cual todo tipo de muñeca podrá adaptarse a este reloj.

En el New Balance RunIQ, el ajuste cobra mucha importancia puesto que dispone de lector de frecuencia cardiaca al dorso del mismo, y si no ajustara bien las mediciones del pulso se verían comprometidas.

El New Balance RunIQ tiene 3 botones en su parte lateral derecha, siendo el del medio el botón Principal o Home, el superior el llamado botón Funcional 1 y el inferior el botón Funcional 2.

Con el botón Principal podremos encender el reloj.

Con el botón Funcional 1 podremos arrancar la aplicación RunIQ para comenzar a correr y una vez dentro de ella podremos usarlo para Arrancar o Pausar el ejercicio.

Con el botón Funcional 2 podremos arrancar la aplicación de música y, si estamos en la aplicación de correr RunIQ podremos, con este botón, hacer un Reset Laps o avanzar en la selección musical.

En la fecha de la Review no es posible programar los botones Funcionales 1 y 2 para lanzar una aplicación diferente a las comentadas o realizar una acción diferente pero están previstas estas mejoras cuando el New Balance RunIQ se actualice a Android Wear 2.0.

Características internas

En este apartado vamos a detallar las características internas y externas del reloj, desde un punto de vista más técnico. Este punto cobra mucha importancia a nuestro parecer puesto que al final, todas estas características son las que van a hacer que el reloj vaya más o menos rápido, sea más o menos exacto, dure o más o menos encendido o pueda almacenar más o menos datos y música.

El tamaño del New Balance RunIQ es de 45 mm x 45 mm x 14 mm.

De forma resumida, las características internas del New Balance RunIQ tienen que ver con los sensores y con el hardware de conectividad.



El New Balance RunIQ viene con los siguientes sensores:

-    GPS: Para realizar el tracking de las actividades

-    OHRM: Para realizar el tracking de la frecuencia cardiaca

-    Acelerómetro: Para controlar los cambios de sentido y/o posición

-    Giroscopio: Para controlar el movimiento del reloj (el New Balance RunIQ contiene la opción de poder gestionar el reloj mediante Gestos en 4 posiciones, como son girar la muñeca a izquierda, girar la muñeca a derecha, subir el brazo o bajar el brazo. Mediantes estos 4 movimientos podemos simular lo que normalmente haríamos con el dedo, ir a izquierda, derecha, hacer clic para entrar en una app o salir de ella.



En cuanto a la conectividad, encontramos que el New Balance RunIQ viene con Wi-Fi y Bluetooth, con los cuales nos podremos conectar o bien a Internet o bien al móvil  y al New Balance PaceIQ en caso de tenerlo.

El New Balance RunIQ puede ser usado para realizar sesiones de natación esporádicas, ya que aguanta hasta 5ATM de presión, unos 50 metros de profundidad.

En cuanto a la batería, el New Balance RunIQ dispone de una batería de 410mAh con la que New Balance hace una estimación de duración de 24h en modo Smartwatch y 5h en modo GPS, luego concretaremos estos puntos.

En cuanto al rendimiento del New Balance RunIQ, New Balance utiliza la norma Android Wear y utiliza un procesador Intel Atom Z34XX con 512 MB de RAM y 4 GB de almacenamiento, que serán suficientes para almacenar 50 horas de música de Google Play.

El New Balance RunIQ cuenta con una pantalla AMOLED de 1,39 pulgadas de pantalla táctil con una resolución de 400 x 400 y 287 ppi realizada con Gorilla Glass (material sintético transparente fabricado por Corning Inc e introducido al mercado en 2008. Se trata de una delgada lámina transparente de alta resistencia que se usa como una cubierta de gran resistencia contra fracturas y arañazos en dispositivos manuales con pantalla táctil), por lo que se posiciona con una de las mejores calidades en pantallas que Android Wear ha tenido que ofrecer hasta ahora en este tamaño.

Dos apartados muy importantes de cara al corredor actual y que incorpora el New Balance RunIQ son la sincronización entre el Smartwatch y Strava que nos permitirá subir los entrenos realizados de forma automática a Strava y la conexión con Google Play, mediante la cual podremos sincronizar música en el reloj y poder correr así sin necesidad de llevar el móvil con nosotros. Para ello, claro está, necesitaremos unos auriculares Bluetooth que tendrán que vincularse con el reloj.

Conectividad y accesorios

El New Balance RunIQ nace de la mano de New Balance con Intel como gran aliado técnico o de hardware, pero también con Android Wear, Strava y Google Play como aliados para sus comunicaciones.

En un principio, el New Balance RunIQ se puede conectar tanto a Android como a IOS, pero en el sistema operativo de Apple no todas las funciones del reloj están operativas.

Lo primero a comentar es que este reloj lleva integrado un sensor de HR, con lo cual no necesitaremos la típica banda pectoral para poder medir nuestro ritmo cardiaco.

Otra cosa a destacar es que la versión instalada de Android Wear no es la 2.0 aún (el reloj viene con la versión 1.5), aunque está previsto la actualización para Primavera de 2017, necesaria por temas de rendimiento, funcionalidad y exactitud de los datos.

En cuanto a la conectividad, ya hemos comentado que el New Balance RunIQ cuenta con Wi-Fi y Bluetooth, ambos para conectarse o a Internet o al móvil y/o accesorios como los auriculares New Balance PaceIQ (soportado solo en Android).



La primera vez que iniciamos el reloj y tras ver los logos de New Balance, Intel y Android, nos aparecerá el asistente, en el que, de forma fácil nos pedirá:

-    Selección de idioma

-    Conexión a corriente para comenzar con la configuración

-    Instalación de la app de Android Wear

-    Vinculación del reloj al teléfono



Una vez vinculado el reloj al teléfono, podremos vincular el reloj a Strava. Para ello necesitaremos:

-    Instalar la aplicación MyNB instalada en el móvil la aplicación

-    Realizar la configuración de MyNB

-    Si se quiere visualizar además los entrenamientos en el móvil, instalaremos la aplicación de Strava en el móvil (no es obligatorio)



También podremos, si tenemos unos auriculares Bluetooth, vincular el reloj con Google Play mediante los siguientes pasos:

-    Instalación y configuración de Google Play en el móvil

-    Descarga de música en Google Play

-    Sincronización del reloj con Google Play para descargar la música en el reloj



Si no disponemos de ninguno, New Balance ha sacado al mercado los New Balance PaceIQ, con un precio de 115€.

En carrera

Después de hablar de características, conexiones y sincronizaciones, vamos a lo que debería ser lo más importante, como se comporta el New Balance RunIQ en carrera ¿?

Pues  bien, hemos hecho pruebas indoor y outdoor, enfocando más los entrenamientos indoor a las pruebas de sensor de frecuencia cardiaca y los entrenamientos outdoor al running. Ambos tipos de entrenamiento han sido realizados con el New Balance RunIQ y con otro GPS, en este caso un Suunto Ambit 2, con banda de HR pectoral.

En cuanto a los entrenamientos indoor, cabe decir que el sensor de frecuencia cardiaca recoge el pulso bastante rápido, pero, mediante el paso del tiempo y con la acumulación de sudor en la muñeca hemos comprobado que hay momentos en los que parece que la medición se “congela” para continuar al cabo de unos segundos, siempre comparando con el otro GPS utilizado, en el que la medición no se congelaba.

En cuanto a los entrenamientos outdoor de running, cabe decir el GPS conecta muy muy rápido, más incluso que el otro GPS utilizado y, aunque no parece que la medición de frecuencia cardiaca se congele, si obtenemos ciertas diferencias de medición respecto al otro GPS, siendo un ejemplo un circuito de run de 10kms en el que el New Balance ofreció una medición de 160 metros menos que el otro GPS y una medición del ritmo medio de carrera de 5 segundos menos.

La visibilidad de la pantalla es muy buena, tanto de día como de noche, pero por defecto, en carrera, la pantalla del New Balance RunIQ se difumina (medio apaga) para conservar batería, cosa que es bastante molesta puesto que si queremos ir revisando el ritmo o distancia de carrera tenemos que ir tocando la pantalla para que se vuelva a encender. No hemos encontrado la opción de dejar la pantalla siempre encendida en carrera (sí que existe la opción de mantener la pantalla siempre encendida en Ajustes pero al parecer no aplica al modo carrera).

Es posible además utilizar el reloj para ir cambiando de canción en carrera, pero con la pantalla difuminada nos hace perder un tiempo importante.

Los datos en pantalla son grandes y se ven de forma fácil, teniendo en la pantalla principal la distancia recorrida, el tiempo empleado y el ritmo medio de carrera.

Otra cosa que puede ser molesta pueden ser las notificaciones, ya que ocupan 1/3 de la pantalla, aunque para evitar esto, con dejar el móvil en casa cuando salgamos a entrenar o competir tendremos suficiente.

Entrenamientos

Este New Balance RunIQ, no dispone, por el momento de ningún sistema para introducir entrenamientos personalizados, ya que su software deportivo es Strava y, en la versión gratuita por lo menos, no deja crear entrenamientos.

La visualización de los entrenamientos es fácil y sencilla si ya sois usuarios de Strava, ya que es ahí donde acabaran vuestras actividades. Podemos ver un pequeño resumen justo al terminar la actividad, después tendréis que recurrir a la aplicación Strava para mirar todos los detalles de nuevo. 

Precisión

Realizamos la prueba de movimiento fantasma. Esta prueba consiste en cargar al 100 % el reloj, situarlo en una zona exterior despejada como puede ser una terraza y ponerlo a grabar con máxima precisión hasta que se agota la batería.

El resultado es de 2 kms 150m quedando en el momento de la medición un total de un 4% aproximadamente.

Dicho esto cabe decir que la conexión del reloj con los satélites es muy rápida y que para el resto de situaciones el reloj ofrece una precisión más que suficiente, aunque New Balance ya avisa en su propia página web lo siguiente:

En carrera ya hemos comentado en el anterior apartado que, aunque comparado con otros GPS la medición ha sido menos exacta, ésta puede ser suficiente para muchos corredores.



















PARÁMETROSpartan UltraAMBIT3 PEAKRUNIQ
Tiempo Registro17 h 38 min21h 11 min04h 47 min
Movimiento Fantasma14,15 km380 m2,15 m
Batería Restante2 %5%4%

Navegación

En cuanto a la navegación hay que decir que desde el New Balance RunIQ podemos visualizar mapas, aunque, como nos dice New Balance, los datos mostrados pueden no ser muy exactos o incompletos a veces:

Hay que tener claro que este reloj no ha sido pensado ni  diseñado ni para seguir tracks ni para visualizar mapas y que por tanto, estas opciones no están implementadas en este reloj. Además, esto reduciría aún más la vida útil de la batería.

En cuanto a la navegación por los menús del propio reloj, este nos muestra muchas opciones, sobre todo en los Ajustes del reloj, donde encontraremos las siguientes: ajustar brillo, cambiar esfera del reloj, tamaño de la fuente, gestos, pantalla siempre activa, wifi, bluetooth, ubicación, modo avión, accesibilidad, fecha y hora, bloqueo de pantalla, permisos sobre aplicaciones, desvincular del teléfono, reiniciar, apagar, información del reloj y un sinfín de opciones. 

Otros deportes

En el New Balance RunIQ no hay posibilidad de multideporte.

Si bien podemos utilizar el reloj para ir, por ejemplo, en bicicleta (ya que tiene una opción para ello) y medirnos la distancia y el tiempo de entreno hemos de tener en cuenta que este reloj ha sido diseñado para ser utilizado para correr y fuera de este deporte el reloj ya no estará en su ámbito. Además, teniendo en cuenta la duración de la batería del New Balance RunIQ cuando tenemos el GPS activado, si realizamos una sesión de ciclismo con él no deberá ser de larga duración.

De igual manera, el reloj puede ser sumergido en el agua, ya que es resistente hasta 5 atmósferas de presión, con lo cual lo podremos usar en sesiones de natación esporádicas pero insistimos de igual manera, ya que este reloj no ha sido pensado para ello, al no disponer de métricas específicas de natación, como la medida de la piscina, aunque podrías ser una novedad en alguna versión posterior del New Balance RunIQ puesto que este cuenta con acelerómetro.

Autonomía

Ya hemos comentado algo acerca de la autonomía del New Balance RunIQ y es que para nosotros es uno de los puntos flojos del reloj.



La batería del reloj está pensada para aguantas cerca de 24h con un uso normal y unas 5h en su uso con GPS y HR, esta es la teoría pero en la práctica, hemos observado que esta autonomía es menor, en los siguientes casos:

-    En modo reloj, las 24h se pueden convertir en 22h o menos si utilizamos el Smartwatch de forma intensiva, utilizándolo para leer correos, enviar mensajes, etc...

-    En modo GPS, las 5h se nos han acercado a 4h30’ en su uso conjunto con el New Balance PaceIQ debido al gasto producido por el Bluetooth. Además hay que tener en cuenta que el reloj está constantemente leyendo el pulso del corredor con su sensor de HR integrado.



El reloj tiene la opción de activar el apagado automático de la pantalla para ahorrar batería, aunque no se puede indicar cuantos segundos debe esperar el reloj para apagarla. Más opciones que incluye el reloj son la desactivación automática del Wi-Fi y la activación automática del ahorro de energía cuando el reloj detecta un nivel de batería bajo.

El New Balance RunIQ viene con una base de carga que dispone de un imán que capta al reloj en cuanto lo ponemos encima. Es un punto a favor ya que el reloj no se ancla a la base sino que al unirse se queda como “pegado”. Por otro lado está el tema de los tiempos de carga del reloj, que a nuestro entender es un poco elevado en comparación a otros GPS con mejores prestaciones o mejores baterías. Esta duración de la carga aún se incrementa mucho más si cargamos el New Balance RunIQ desde un conector USB del PC.

Con esto no queremos decir que sea una autonomía mala sino que el posible comprador ha de tener muy claro que uso le va a poder dar.

Una persona que solo utilice el reloj para entrenar cortas o medias distancias con él no va a tener ningún problema. De la misma forma, una persona que corra un maratón con él y tarde hasta 4h en terminarla va a tener más que suficiente con el reloj mientras que un corredor que tarde algo más puede verse con algún problema de autonomía. Si a esto le sumamos el correr con el New Balance PaceIQ, tendremos que restarle un poco más a la autonomía del reloj.

También tendremos que tener en cuenta que con el tiempo la vida útil de las baterías disminuye, este hecho al comprarlo parece trivial pero con un año de vida útil es posible que la vida de la batería se reduzca drásticamente.

Aplicación web

La aplicación web queda reducida a Strava ya que New Balance, por el momento, no ha creado ninguna plataforma web para poder llevar acabo el control de las actividades diarias. Quizá un fallo respecto a otros pulsómetros de la competencia los cuales cuidan y mucho las aplicaciones web.

Aun así, Strava es una plataforma que muy usada por muchos corredores y da unos resultados suficientes si no sois muy curiosos en los datos o muy técnicos. 

Apps

Si bien este reloj no dispone de una aplicación web como podrían ser el Movescount de Suunto o el Garmin Connect de Garmin, no la echaremos en falta si nuestro objetivo es simplemente salir a correr.

En caso de que seamos de los que nos gusta programar sesiones de entrenamiento, el New Balance RunIQ no se ajustará a nuestras necesidades, puesto que no incluye esta opción.

Con el New Balance RunIQ simplemente tendremos que instalar la aplicación Android Wear en el teléfono para conectarla a RunIQ Watch y administrar sus ajustes. Las aplicaciones MyNB, Android Wear, Strava y Google Play Music están preinstaladas en el RunIQ Watch.

Sin embargo, si queremos conectar nuestro reloj con Strava de forma automática deberemos descargar la aplicación MyNB y sincronizar la aplicación con el reloj. Desde esta aplicación también podremos personalizar nuestro reloj, mediante la descarga de aplicaciones y la creación de un escritorio a medida.

Como detalle, y como ya comunica New Balance en su web, cuando estemos conectados via Bluetooth o Wi-Fi, la función de Responder desde el reloj solo está soportada para teléfonos Android.

Por otro lado, la forma de responder a los mensajes de texto, realizar búsquedas o tareas desde el reloj es mediante comandos de voz, aunque esta funcionalidad solo está disponible para Android.

Durante el tiempo de la Review, hemos sufrido algún cuelgue esporádico al abrir aplicaciones y navegar rápido con el reloj.

App smartphone

Lo primero que debemos comentar en este punto, siempre y cuando querais usar el New Balance RunIQ en sus máximas prestaciones, es la obligatoriedad de tener en el teléfono (o descargarse) las siguientes aplicaciones:

- Android wear (el enlace entre el teléfono y el reloj)

- MyNB (Configuración del reloj)

- Strava (Orientado a las actividades físicas)



Tal y como ya hemos comentado, la aplicación Android wear es la encargada de sincronizar todo lo que Android nos da en este reloj, app, opciones, etc.

Por otro lado, la app MyNB nos dará opciones más de gestión, es decir, es la encargada de enlazarnos con Strava, Música (Google Play) y los ajustes más "clásicos" del New Balance RunIQ.

Al igual que pasa con la aplicación web, todas las actividades se reducen a Strava. El control de la actividad, de los parámetros que queramos saber sobre nuestra carrera, los encontraremos allí. Eso sí, los datos serán más o menos completos dependiendo de la cuenta de Strava que tengas (la gratuita o la premium). 

Conclusiones

Después de probar este reloj nos queda una sensación agridulce, ya que desde que empezamos a escuchar que New Balance iba a sacar al mercado un GPS para corredores y hecho por corredores nos esperábamos algo más.

Si bien este reloj cumple con los requisitos mínimos de un GPS, nosotros lo enfocaríamos más a corredores esporádicos que salen a entrenar con música y que además quieren un Smartwatch para recibir notificaciones de forma permanente. Seguramente sin pretensiones de alto rendimiento y seguramente para actividades más de asfalto que de trail ya que no dispone de altímetro ni barómetro. 

Por otro lado, creemos que puede ser un buen reloj inteligente para la mayoría de usuarios que quieran una opción sencilla, estéticamente bien acabada y que nos pueda servir para salir a correr por salud, llevar al trabajo, ir al gimnasio, contestar mensajes, e-mails, etc. 

El no poder incluirle entrenamientos programados y sobretodo la autonomía de la batería hace que este GPS pierda muchas posiciones respecto a otros de competencia, como Garmin, Suunto o Polar.



PROS

+    Smartwatch + GPS + Música todo en uno

+    Resulta muy ligero y cómodo

+    Velocidad de captación GPS

+   Pese a tener pantalla táctil sigue teniendo botones

+    Cargador con imán muy útil

+    Iluminación de la pantalla correcta



CONTRAS

-    Duración de la batería

-    Carga de la batería

-    Falta de programación de entrenos

-    Con mucho sudor, la medición de HR se desvirtúa

-    Aún no podemos sacarle todo su potencial

-    La pantalla táctil no tiene mucho sentido cuando estamos sudados, mojados o con guantes

-    Cuelgues esporádicos de las aplicaciones



PUNTUACIONES

  • Pantalla9.0
  • Ajuste9.0
  • Usabilidad general8.0
  • Usabilidad en carrera7.0
  • Entrenamiento5.0
  • Precisión8.0
  • Conectividad8.0
  • Accesorios9.0
  • Bluetooth®Si
  • ANT+No
  • Tiempo GPS9.0
  • GLONASSNo
  • SBASNo
  • Back to StartNo
  • Carga de tracksNo
  • Autonomía max. precisión4.5 Horas
  • VibraciónSi
  • Avisos SonorosSi
  • Notificaciones SmartphoneSi
  • BarómetroNo
  • Registro diario actividad1.0
  • Otros deportes6.0
  • Software5.0
  • Calidad apps9.0

Comparar con

RunIQ - New Balance

Vs

buscar